Salarios: el objetivo de 2009 será que incidan en el 50% de los ingresos

Uno de los principales objetivos que el intendente de Córdoba, Daniel Giacomino, se plantea para 2009 es disminuir “al 50%,...
Uno de los principales objetivos que el intendente de Córdoba, Daniel Giacomino, se plantea para 2009 es disminuir “al 50%, o muy cercano a eso”, el porcentaje de ingreso municipal que se destine a salarios de personal agremiado en el poderoso Sindicato Unión Obreros y Empleados Municipales (Suoem).

En la actualidad, el municipio destina más del 70% de sus ingresos a pagar sueldos, lo que según altas fuentes del Ejecutivo comunal consultadas por este diario “es una situación que no puede perdurar”.

Sobre el tema salarial, este diario consultó a dos altas fuentes municipales. Una de ellas aseguró que “se van usar todas las instancias posibles” para llevar el gasto salarial a un porcentaje “más cercano al sentido común” y “que permita hacer obra pública, comprar luminarias y tapar baches”. “En 2009 vamos a trabajar para reducir la injerencia de los sueldos. Es imposible mantenerse de esta manera”, dijo uno de los altos funcionarios consultados y adelantó que, entre otras medidas, se recortarán horas extra al personal. La fuente confirmó también que «quien no trabaja no cobra» y aseguró que se descontarán los días no trabajados a los inspectores que hicieron paro en contra del acuerdo con la UTN por el plan vial urbano.

Con respecto al aumento de sueldos que debería correr para el salario de diciembre (a cobrar a comienzos de enero), un informante dijo que «no hay ni habrá plata», y recordó que «los fondos que resulten del revalúo fiscal no pueden destinarse a salarios». «Tal vez el Suoem maduró y entienda la situacion en que se encuentra la Municipalidad de Córdoba», dijo en tono irónico, y aseguró que, como viene sucediendo, el secretario de Gobierno, Walter Nostrala, piloteará la negociación con el gremio.

El plan anticrisis del municipio incluirá también recorte de gastos y achique del Gabinete municipal.

Comentá la nota