La Sala Acusadora desestimó el juicio político contra la gobernadora Fabiana Ríos

El juicio político contra la gobernadora Fabiana Ríos impulsado por el abogado Alejandro de la Riva, fue desestimado por la sala Acusadora, tras conocerse los votos de cada uno de los parlamentarios que la integran. Para que prosperase el proceso de enjuiciamiento era necesario contar con los dos tercios, es decir, cinco de los siete votos, pero la oposición solo alcanzó a contar con cuatro voluntades representados por los legisladores: Mónica Urquiza (MPF), Ana Lía Collavino y Ricardo Furlan (FPV) y Luis del Valle Velázquez (Mov Obrero). Y la negativa estuvo ejercida desde el oficialismo, conformado en ese caso por Adrián Fernández, Osvaldo López y Elida Deheza.
Una vez que los parlamentarios elevaron el dictamen final de la sala acusadora, que será remitido tanto a la Mandataria fueguina como al denunciante dentro de un plazo de 48 horas, documentación a la que se adjuntará el argumento que sustenta el voto de cada uno de los parlamentarios.

Si bien, para la oposición, aún no correspondía dar a conocer los posicionamientos personales, puesto que entendieron que resta cumplimentar pasos administrativos, el que sí consideró que los hechos podían detallarse, tal como fueron plasmados en el acta, fue el arista Osvaldo López, quien estimó que según el artículo 11 de la Ley 21, es posible hacer publico el resultado arribado, una vez que se haya desestimado el proceso de enjuiciamiento.

"Los fundamentos de quienes sostienen que se debería avanzar se entiende que hay un incumpliendo en remesar los fondos de la coparticipación y por ello entienden que no se cumple con las obligaciones de funcionario público", dijo.

Pero para el arista, la Gobernadora nunca negó la existencia de saldos y lo que se trató de explicar que ello obedece a imposibilidades materiales, "se va pagado en funciones de los ingresos que van habiendo" sostuvo al tiempo aseguró que el cumplimento de las remesas alcanza el orden del 98 %, concluyó el parlamentario.

Comentá la nota