"Hay que sacar la prostitución del sindicalismo"

El líder de la central obrera sanjuanina hizo un balance al cumplir un año de gestión, tras suceder a Julio Godoy, quien se resistía a dejar el cargo. Dijo que viene un buen año para los trabajadores
-¿Qué evaluación hace de su primer año de gestión al frente de la central obrera?

-En el contexto general de lo que hemos hablado con los compañeros creo que la evaluación es buena, sería egocéntrico hablar bien de lo que hice, pero creo que hemos podido capear el temporal. Hemos tenido logros importantes como ha sido mantener la unidad y hemos crecido, lo que nos llena de satisfacción al pensar que la central obrera se está poniendo de pie.

-¿Qué objetivo faltó que quiera concretar durante el 2010?

-Me parece que el sindicalismo tiene que entender que es una clase fuerte, que es una raza fuerte, que tiene en la unidad el poder necesario para impulsar fuertes cambios en las políticas provinciales o nacionales. Y cuando hay algunos pensamientos que son unilaterales a lo mejor por apetencias personales creo que se pierde el poder, el proyecto y seguimos siendo oferta de algunos gobiernos de turno. A lo mejor va a sonar duro lo que voy a decir, pero creo que hay que sacar la prostitución del sindicalismo.

-¿Lo dice por alguien en particular?

-Prefiero no dar nombres.

-¿Cómo se presenta el 2010 para los trabajadores sanjuaninos?

-Creo que se presenta como un año positivo, muy bueno y que de la crisis económica Argentina ya ha empezado a despegar y esperemos que lo podamos aprovechar. A este año hay que tomarlo con mucho optimismo porque nuestra provincia tiene algunas características especiales con respecto al resto del país que le van a permitir tener un crecimiento mayor que otras provincias.

-¿Están bien pagos los trabajadores en San Juan?

-La mayoría están bajo convenio y a lo mejor algunos están en negro, que es nuestra gran lucha, o no están dentro de los convenios colectivos de trabajo. Por eso nuestra lucha permanente es tratar de blanquear y que todos puedan estar bajo esos convenios.

-¿Cuál es el pedido al Gobierno provincial para el 2010?

-Primero que haya más reglas claras en el ámbito que le corresponde al trabajador y en lo que los empresarios tienen que pagar y que la Subsecretaría de Trabajo no tome livianamente la inscripción de las empresas ni por amiguismos sino que lo haga conforme a los convenios colectivos de cada sector y a las industrias que corresponda.

-¿Por qué lo dice?

-Porque hay casos de empresas que se anotan como de servicios y no lo son y terminan especulando con lo que tienen que pagar porque no se respetan los convenios. Y en esos controles tiene que estar el Estado.

-¿La crítica apunta a la Subsecretaría de Trabajo?

-Es que a veces inscriben empresas o toman determinaciones con respecto a los convenios, que después terminan en litigios entre los mismos gremios. Por eso creo que tenemos que tener reglas claras y en este caso la Subsecretaría de Trabajo lo que más le escapa es en inscribir empresas con convenios que no son afines a la actividad y después vienen los litigios. Entonces se termina discutiendo por un convenio más bajo y se termina perjudicando al trabajador. Hay empresarios y empresarios, porque están los que tienen las empresas en el baúl del auto y hay otros que son serios. Por eso, en la Subsecretaría actuaron mal, no digamos que lo hicieron de mala fe, y deben consultar a la CGT.

-¿Cómo analiza la gestión de Moyano?

-Tenemos una buena relación, estamos apoyando el proyecto nacional como lo hace él y nunca ha dejado de atendernos más allá de que a veces deriva los temas a la gente que está con él.

-¿Cómo ve su proyecto presidencial?

-Creo que todo hombre tiene que tener aspiraciones. Si él cree y confía en su capacidad me parece bien. Si alguna vez lo pensó Lula y ahora es uno de los mejores presidentes del mundo me parece bien que Moyano lo quiera intentar. Es que cuando el movimiento obrero trabaja con espíritu de cuerpo puede llegar a conseguir cosas.

-¿La CGT tiene suficiente protagonismo en la vida política local?

-Estamos tratando de tener más protagonismo y una de las cosas que siempre hablamos es que no podemos pedir cargos ni no sabemos a dónde vamos. No podemos pedir cargos para sólo tenerlos porque ha sido lo que ha llevado al movimiento obrero y a la política a que parezca un cabaret.

-¿Cómo está marchando el plan de viviendas para los trabajadores?

-Se viene demorando un poco por el tema del Anses. Los fondos no están apareciendo como se creía, pero a fines de marzo o abril ya estaría. Pero vamos a seguir pidiendo fondos nacionales para viviendas en San Juan, para los trabajadores y para toda la sociedad en su conjunto.

Comentá la nota