Rusia y Ucrania analizan una salida al conflicto del gas

Las autoridades de ambos países se reunirán hoy en Moscú para lograr un acuerdo sobre la disputa que afecta el suministro del combustible para Europa
Los líderes de Rusia y Ucrania se aprestaban a reunirse el sábado para intentar poner fin a una disputa que afecta los suministros de gas para Europa, y el primer ministro ruso, Vladimir Putin, afirmó que la solución podría estar cerca.

La disputa ha enojado a la Unión Europea, que obtiene cerca del quinto de su gas a través de los gaseductos que cruzan Ucrania, y dejó a muchos países en el este y el sur del bloque sin bombeo del combustible en medio del invierno boreal.

La primera ministra de Ucrania, Yulia Tymoshenko, partió de Kiev el sábado para sostener negociaciones con Putin en Moscú, dijo el Gobierno ucraniano en su página en internet.

Diplomáticos creen que Tymoshenko no viajaría sin un claro prospecto para alcanzar un acuerdo. Putin indicó el viernes luego de negociaciones en lemania

que Moscú estaba cerca de un acuerdo para reanudar las entregas de gas a clientes europeos.

"Estamos aproximándonos a acuerdos interesantes que podrían llevar a una solución", dijo Putin luego de reunirse con la canciller alemana, Angela Merkel, en Berlín.

La disputa, que causó una de las peores interrupciones en la historia de los suministros de gas ruso para Europa, elevó más cuestionamientos sobre la reputación de Moscú como un proveedor confiable del combustible y aumentó las divisiones políticas al interior de Ucrania.

Tymoshenko está enfrascada en una disputa con su rival político, el presidente Viktor Yushchenko, un factor que complica los esfuerzos por terminar con la crisis del gas.

Rusia ha invitado a los líderes de todas las naciones consumidoras de su gas a una cumbre en el Kremlin el sábado por la tarde, pero no está claro quienes asistirán, aparte de Ucrania y la Unión Europea.

Bruselas enviará al comisionado de Energía Europea Andris Piebalgs y al ministro checo de Comercio e Industria, Martin Riman, en representación de la presidencia de la UE, pero ha desalentado a otros países miembros de asistir debido a que busca negociar con Moscú como un bloque.

Los conflictos se producen en el contexto de las tensas relaciones políticas en Moscú y Kiev.

Rusia se mostró irritado por la aspiración de Yushchenko de unirse a la OTAN y por el apoyo de Kiev para Tiflis durante la guerra con Georgia en agosto.

Rusia cortó los suministros de gas a Ucrania el 1 de enero luego de frustradas negociaciones sobre deudas no pagas y los precios del combustible.

Mientras la amarga disputa se agudizaba en medio de las afirmaciones de Moscú de que Ucrania estaba robando el gas destinado a la Unión Europea, los tránsitos del combustible también fueron suspendidos a partir del 7 de enero.

Comentá la nota