Los ruidos de Buenos Aires que afectan a todos los porteños

Los habitantes de la Ciudad están expuestos a diario al ruidos de los trenes y los colectivos que son semejantes a los de una turbina de un avión despegando del Aeroparque
A través de mediciones en el Aeroparque se estableció que cuando un avión esta carreteando marca 85 decibeles pero en el momento del despegue promedió los 91.

Más tarde al compararlo con el tránsito y el transporte, el ferrocarril Sarmiento, por ejemplo, alcanzó los 91 decibeles. Cabe destacar que en la medición realizada en la estación Caballito, uno de los tramos en los que el tren alcanza su velocidad máxima el ruido puede ser aún peor. La situación se agravaría si se considera que, entre Caballito y Liniers, el Sarmiento circula a nivel de calle y muy cerca de las viviendas.

En tanto, los colectivos y las motos marcaron unos 90 decibeles promedio, en velocidades cercanas a los 50 km/h. El subte por su parte, no resultó tan ruidoso en la comparación y alcanzó un promedio de 75 decibeles, con picos de 80.

En cuanto a las esquinas más transitadas también superaron los 70 decibeles con la diferenciación que cuando el tránsito está parado por el semáforo alcanza los 60 decibles y los 78 cuando abre según informa el diario Clarín.

Y frente a esta contaminación sonora, y con la obra para soterrar el Sarmiento suspendida, el Gobierno porteño se concentra en los controles a vehículos y camiones y en lo que va del 2009 se sancionaron a 305 vehículos por ruido excesivo.

Comentá la nota