Round dominguero para intentar destrabar la pelea entre la Alianza y el gobierno

A pocas horas de la última sesión legislativa del año y ante la falta de acuerdos respecto a determinados temas con el bloque mayoritario, el gobernador de la provincia Jorge Capitanich, volverá a recibir a los representantes de la Alianza Frente de Todos este domingo a las 10, intentando encontrar una salida especialmente al reclamo de mayores fondos de participación municipal que desató el conflicto político entre las partes.
En este contexto el primer mandatario recibirá no solamente al Foro de intendentes de la Alianza y los legisladores provinciales, sino que también extendió la mesa a las principales autoridades institucionales del radicalismo chaqueño.

El primer mandatario reconoció que para este encuentro extendió la invitación al presidente del partido radical Benicio Szymula como así también al titular de la Convención, Carim Peche, con quienes analizará la situación por la que atraviesan las comunas provinciales, donde la propuesta de elevar los índices de coparticipación establecido por la dirigencia de ese signo político no es tenido en cuenta por el gobierno que pretende establecer un fondo de emergencia y ahora incluirá como subsidios no reintegrables los anticipos de coparticipación que se hicieran a los municipios durante este año.

Capitanich reconoció ayer que el punto de desencuentro es justamente este tema y sobre el cual se seguirá dialogando tratando de llegar a un entendimiento, no obstante eso no mostró preocupación respecto al temario previsto para la sesión extraordinaria del lunes a las 9, en el que está previsto abordarse el proyecto de presupuesto general de la provincia para el 2009; la ampliación del presupuesto en ejecución; la prórroga de la emergencia financiera hasta el 31 de diciembre del año próximo; la ampliación de las facultades de la empresa Secheep; la ratificación de los decretos sobre exploración de hidrocarburos y varios vetos de leyes, entre otros.

Sin embargo estos temas no entrarán en las conversaciones, y los planteos principales serán justamente el de la participación y el del aumento de las partidas presupuestarias para el Poder Legislativo con la finalidad de hacer frente a la equiparación salarial (incremento de haberes) del 29 por ciento para el personal, bonificación especial que será no remunerativa, no bonificable y que se comprometió la Cámara de Diputados a hacerse efectiva desde el mes de enero.

Con esta nueva convocatoria, el primer mandatario accedió al pedido del Foro de Intendentes de la Alianza pocas horas después que surgiera esta solicitud de una reunión que los jefes comunales aliancistas mantuvieran el viernes en la localidad de Sáenz Peña. Cabe destacar que de esa reunión surgió no solo el pedido de audiencia sino también el reclamo de que se mantenga “la actitud y vocación de diálogo” y que en el mismo gire en torno a la recomposición de los índices de coparticipación entendiendo que es una necesidad para que puedan seguir gobernador sus comunidades.

Los intendentes señalaron que “la caída de la coparticipación ya es del 15 al 20 por ciento y pone en peligro el funcionamiento de los estados municipales, no solo en lo que hace al pago de salarios.

Comentá la nota