Rosso convocó al acto de la CGT por el día del trabajador

El gobierno municipal se adhiere a la convocatoria de la CGT nacional para celebrar, mañana a partir de las 15, el Día del Trabajador en Belgrano y 9 de Julio, Capital Federal, y convoca a la comunidad de Luján a participar del evento en el que se respaldará al actual modelo de defensa del trabajo argentino y de la industria nacional.

Así lo anunció la jefa comunal, Graciela Rosso, en una conferencia de prensa realizada en la Sala de Situación junto a representantes de distintas entidades gremiales de nuestra ciudad.

En la reunión estaban presentes Miguel Cardozo (UOM), Pablo Ozuna (camioneros), Horacio Bellido (UPCN Nación), Francisco Miño (UTEDYC), Juan Carlos Erro (bancarios), Oscar Lezcano (cerveceros), Ariel Álvarez y Claudio Potanza (ambos de SUTIAGA) y Sergio Corzo (municipales).

También hicieron llegar su adhesión a la iniciativa los sindicatos de Peajes, de la Carne, Canillitas y UPCN Provincia, entre otros.

Rosso abrió la rueda de prensa informando que "no habrá conmemoración en Luján sino que adherimos al acto de la CGT nacional por el 1° de mayo junto a todos los gremios y a todos aquellos que creemos en la dignidad de los trabajadores".

"La convocatoria tiene que ver con sostener un modelo de país que nunca debimos abandonar", afirmó la intendenta. "Como gobierno municipal es una alegría compartir con los diferentes sindicatos esta fiesta de los trabajadores, porque entendemos que la distribución más justa de la riqueza es el pilar del proyecto nacional y popular".

Asimismo dijo que a partir de las 11 habrá micros que trasladarán a los trabajadores al acto en la Capital Federal. Saldrán desde la puerta de la Municipalidad.

También agregó que "hemos recuperado los derechos de los trabajadores, y por eso son tan importantes las elecciones legislativas, para tener más compañeros que continúen la lucha por los derechos laborales".

Graciela Rosso respondió preguntas formuladas por periodistas sobre el paro de los municipales lujanenses. No dudó en calificarlo de "político" y aseguró que "tuvo un acatamiento de no más del 20%. El resto del municipio funciona con absoluta normalidad".

"Es muy llamativo el grado de irresponsabilidad del sector sindical que está realizando el paro. Nosotros concretamos dos puntos que se venían conversando en la mesa paritaria: el tema de la ropa de trabajo y el escalafón de los trabajadores. Y seguimos tratando la cuestión de los salarios, pero cuando se piden cosas que no se pueden dar se lleva a la gente a un callejón sin salida".

"Otorgar un aumento del 45% significaría un gasto de 2 millones de pesos para el municipio y ese dinero sale de los bolsillos de pueblo. Me gustaría preguntarle a los vecinos si están dispuestos a asumir tal costo".

"Resulta extraño que el paro se realice justo ahora cuando al jefe de ese sector gremial (ex funcionario de la gestión anterior) le sacamos la disposición permanente y otros privilegios que no le correspondían. Yo me pregunto si es un reclamo por los derechos de los trabajadores o por sus propias prerrogativas".

"Bajamos la deuda de 24 a 16 millones de pesos y por eso jamás endeudaremos más al municipio por demandas descabelladas de un sector gremial", subrayó la intendenta.

Por su parte, Miguel Cardozo, de la UOM, sostuvo: "Cada gremio sabe lo que hace, pero me parece que pedir un 45% no es para llegar a un arreglo, sino para ir al conflicto".

Comentá la nota