El rossismo intentará no perder la mayoría.

Con la puesta en juego de seis bancas de las doce que se renuevan, el oficialismo de Lomas de Zamora buscará en los comicios de mañana que el peronismo disidente no amenace la cómoda mayoría con la que cuenta en el Concejo Deliberante. Como contrapartida, Unión PRO y la Coalición Cívica tienen grandes posibilidades de incrementar sus fuerzas en el HCD.
Con el objetivo primario de evitar que el peronismo disidente amenace la cómoda mayoría en el Concejo Deliberante con la que hoy cuenta la administración del intendente, Jorge Rossi, el oficialismo de Lomas de Zamora buscará también en los comicios de mañana levantar el porcentaje de votos obtenidos en las elecciones del 2007.

Sucede que de los doce lugares que se disputan, el oficialismo pone seis "incondicionales" en juego. Así, el Partido Justicialista renueva tres bancas (de las seis que ostenta) que son las del presidente del HCD, "Beto" Carasatorre, la del actual titular del bloque, Juan María Viñales, y la de Norma Gómez. Además, se deben renovar los lugares que hoy ostentan los ediles del Frente para la Victoria Marita Velázquez y Javier Ruiz y la concejal de Concertación K y ex ARI, Mabel Godoy, quienes hoy se encuentran alineados con el oficialismo.

De todos ellos, Carasatorre, Viñales, Velázquez y Gómez forman parte de la lista del PJ que testimonialmente encabeza Rossi.

En tanto, dentro del FpV, el peronismo universitario pondrá en juego la banca de María Victoria Lorences, que de todos modos intentará revalidar su lugar secundando en la lista del Partido de la Victoria al interventor del ComFeR, Gabriel Mariotto.

Con este panorama, y teniendo en cuenta que de los doce que no renuevan, la mitad forma parte de la oposición, el kirchnerismo podría perder la mayoría con la que hoy cuenta si es que no hace una buena elección.

Además, buscará su reelección el otrora FpV y actual Libres del Sur, Claudio Morell, quien participará por la nómina de Nuevo Encuentro que capitanea Daniel Fernández.

Por su parte, los opositores Luis Ajmechet y Ricardo Matiuzzi dejarán el Concejo en diciembre ya que no forman parte de ninguna lista.

Asimismo, quienes tienen grandes chances de aumentar su representación en el Concejo son Unión PRO y la Coalición Cívica. Sucede que del bloque Unión por Lomas esperan que las listas que encabezan Hernán Tapari, Gabriel Mércuri y Eduardo Amalvy sumen al menos cuatro concejales con lo que el frente conformado por el peronismo disidente y el macrismo pasaría a tener, de movida, siete ediles "propios".

Además, la CC, que lleva como cabeza de lista al sindicalista Julio Gutiérrez, también espera incrementar sus manos, ya que ni Rosendo Pedernera ni Claudia Darfé deben renovar bancas.

De todos modos, otro de los objetivos de Rossi será levantar el porcentaje de votos con los que llegó a la reelección en 2007 y que apenas arañó el 17 por ciento contra el 16 que obtuvo Osvaldo Mércuri.

La magra diferencia que sacó Rossi motivó una andanada de críticas que se sumaron a las sospechas de fraude aunque, desde el oficialismo, aseguran que esta especie de plebiscito a la gestión rossista "fortalecerá" al Intendente, tanto en la gestión municipal como en la conducción interna del PJ.

Comentá la nota