Romero ahora se reúne con De Narváez y Solá.

El presidente del PJ salteño, el senador nacional Juan Carlos Romero, se reunió con los diputados Francisco De Narváez y Felipe Solá, en lo que constituyó "el primer paso" para la integración de dos sectores distintos del justicialismo disidente, de cara a las elecciones del 28 de junio.
Durante la reunión, que se llevó a cabo en el Salón Eva Perón de la Cámara Alta, Romero le brindó a Solá y De Narváez detalles del recientemente conformado Peronismo Federal, que agrupa a los representantes del PJ disidente del NOA y NEA.

Los bonaerenses, en tanto, expusieron ante Romero la estratégia que desplegarán en ese territorio, de cara a los próximos comicios, y destacaron "la necesidad de unificar criterios dentro del PJ disidente para darle vida a un espacio común", acorde a lo que revelaron fuentes del Senado.

En ese contexto, voceros allegados a Romero calificaron a la reunión como "muy positiva" y recordaron que Mauricio Macri y Carlos Reutemann también fueron informados del encuentro y del lanzamiento del denominado Peronismo Federal.

"La idea de Romero es conformar un gran espacio que aglutine a todo el PJ disidente, bajo la premisa de plasmar un proyecto nacional de país que confronte con el modelo K, pero sin hablar ni discutir candidaturas, hasta el 2010", agregaron.

El Peronismo Federal fue lanzado por Romero junto al gobernador de San Luis, Alberto Rodríguez Saá y al misionero Ramón Puerta y, apuntan en el espacio, "la idea es ir sumando fuerzas y aunando criterios con los distintos espacios peronistas que se han distanciado del matrimonio Kirchner".

Hace días, el sobrino de Romero, el diputado provincial Roberto Eduardo Romero, se reunió con Felipe Solá.

De acuerdo a lo informado, en la oportunidad se habló sobre un posible apoyo a la precandidatura a diputado nacional del legislador provincial capitalino.

Al parecer Roberto Romero invitó a Solá a llegar a Salta, en visita proselitista, a lo que el bonaerense disidente habría accedido.

Comentá la nota