Rocca renunció a la Cámara Argentino - Venezolana

El grupo Rocca renunció ayer a la Cámara de Comercio Argentino-Venezolana, entidad dedicada a la promoción de la relación bilateral entre los dos países. Un ejecutivo de Techint era ahora, precisamente, el titular de la entidad.
La renuncia fue a través de una carta firmada por Alfredo Indaco, ejecutivo de Ternium Siderar, y actual presidente de la Cámara. Y es el primer paso formal del grupo empresario en rechazo a las estatizaciones de empresas de su propiedad en Venezuela.

La Cámara fue fundada en 1948. En los últimos 12 años, fue presidida por un hombre de Techint. Su última actividad fue una misión a Venezuela que cerró, en abril, ventas de alimentos por US$ 150 millones. Además de Techint, son socios de la Cámara Arcor, YPF, Nestlé, el grupo Pescarmona, McCain, Pluspetrol y el Banco Nación, entre otras 50 empresas.

"Lamentablemente -aseguró Techint en su carta de renuncia-, en los últimos tiempos se han generado políticas públicas en Venezuela que atentan contra la integración regional y desalienta las iniciativas privadas como factor de desarrollo de nuestros países, que tanto hemos promovido y defendido desde la Cámara".

La carta de la empresa coincide en sus argumentos con los esgrimidos en los últimos días por la UIA y AEA, planteando dudas sobre la integración regional de Venezuela. Asegura que la nacionalizaciones implementadas por Chávez "debilitan el futuro de un Mercosur ampliado, en cuyo ámbito debe primar la previsibilidad y el respeto a los distintos actores e instrumentos, tanto públicos como privados". Esas nacionalizaciones, concluye Techint, "nos impiden continuar trabajando activamente en la Cámara."

Comentá la nota