Roble afirmó que preceptos del proyecto de ley hace tiempo son difundidos en Formosa

El delegado del Comité Federal de Radiodifusión (COMFER) en Formosa Carlos Roble destacó que la nueva Ley de Servicios Audiovisuales "será la que ponga la bisagra en la democracia argentina, ya que como nunca los argentinos tenemos la oportunidad de terminar con los monopolios que piensan y condicionan los estados de ánimos en nuestro país".
En declaraciones periodísticas, Roble remarcó que "toda persona tiene derecho a investigar, buscar, recibir y difundir informaciones, opiniones e ideas, sin censura previa, a través de la radio y la televisión, en el marco del respeto al Estado de derecho democrático y los derechos humanos", remarcó el funcionario citando partes de la ley de servicios audiovisuales que ya está en el Congreso Nacional.

Más adelante, destacó que "la radiodifusión es una forma de ejercicio del derecho a la información y la cultura y no un simple negocio comercial. La radiodifusión es un servicio de carácter esencial para el desarrollo social, cultural y educativo de la población, por el que se ejerce el derecho a la información".

"En Formosa hemos sido pioneros de estos puntos y basta con recorrer el archivo para ver que hace años hablamos y predicamos estos conceptos hoy vertidos en la ley", puntualizó.

Al mismo tiempo, advirtió: "Si unos pocos controlan la información no es posible la democracia. Deben adoptarse políticas efectivas para evitar la concentración de la propiedad de los medios de comunicación. La propiedad y control de los servicios de radiodifusión deben estar sujetos a normas antimonopólicas por cuanto los monopolios y oligopolios conspiran contra la democracia, al restringir la pluralidad y diversidad que asegura el pleno ejercicio del derecho a la cultura y a la información de los ciudadanos".

Garantías

Por otra parte, el delegado local del COMFER dijo que "la ley garantiza la cuotas de la difusión sonora y audiovisual de contenidos de producción local, nacional y propia. Esto implica producción realizada por actores, músicos, directores, periodistas, artistas, investigadores y técnicos argentinos, y reglamentará la obligación de inversión en producción propia y en la compra de derecho de antena de películas nacionales".

Roble indicó también que se creará la figura de la "Defensoría del público", con delegaciones en las provincias, "que recibirá y canalizará las inquietudes de los habitantes de la Nación. Deberá incluirse un capítulo que garantice los derechos del público. Estos podrán ser ejercidos directamente por los habitantes de la Nación o a través de la defensoría del público".

Comentá la nota