Rivas: "el intendente no tendría que haber firmado"

Al cierre de la sesión de anteayer en el Concejo Deliberante, Beto Rivas convocó a conferencia de prensa en su bloque, para referirse a la caída del orden del día de un proyecto referido a la adhesión del intendente Simón, junto a sus pares de los distritos del interior bonaerense, al Fondo Federal Solidario, que plantea la devolución a las comunas de un porcentaje del 35 por ciento que el gobierno nacional retiene a las exportaciones de soja.
Según Rivas, el proyecto a último momento fue retirado por decisión de Erreca, quien habría exigido que antes pasara por la comisión de Reglamento. Además, el concejal aseveró que Simón no debió haber firmado su adhesión, dado que el proyecto que plantea la Nación constituye un "despojo".

"Los distintos bloques ya habían dado despacho en la comisión de Presupuesto y Hacienda a un expediente que pensé que iba a estar en el orden del día. Un expediente bastante importante, que suscitó la presencia de mucha gente del agro, porque la idea era que ese expediente se tratara en el Recinto", introdujo Rivas.

"Ese expediente convalida un convenio firmado por el intendente municipal en el marco del Fondo Federal Solidario. El municipio a través del convenio debía adherir a la ley 13.976, mediante la cual la Provincia había adherido al decreto nacional 206/09, que crea el Fondo Federal Solidario", explicó el contador. Como se sabe, ese Fondo Federal, para las provincias estará compuesto por el 30 por ciento de los montos efectivamente recaudados (por la Nación) en concepto de derechos de exportación de soja, lo que comúnmente se conoce como retenciones a la soja. La distribución a las provincias se haría efectiva según lo que marca la ley de coparticipación federal, y los municipios deberían invertir los recursos exclusivamente en obras de infraestructura.

"El artículo 4º (de la ley 13.976) señala que las provincias deben expresar su adhesión a esta medida. Y acá está el problema, por el cual este bloque se opondrá al expediente cuando se trate en el Recinto. Porque se requiere la adhesión de las provincias y de los municipios a la medida del gobierno de retener el 35 por ciento a la soja", puntualizó quien hasta hace semanas era el máximo referente de Francisco De Narváez en Bolívar.

Otro punto negativo por el cual Rivas se opondrá es que la distribución se hará entre todas las provincias argentinas, lo que pone en desventaja a Buenos Aires, una de las máximas productoras de soja, en relación a Santa Cruz, por ejemplo, dado que allí "no hay una sola planta de soja". "Con un agravante: las provincias que no tenemos actividad petrolera ni minera, no recibimos un centavo de las regalías que reciben las provincias productoras de eso", agregó Rivas.

De acuerdo a los números de Rivas, Bolívar recibiría 2.450.000 pesos. "Pero hubo un error en el decreto 206, que no sé si fue adrede o un blooper: dice que se va a repartir por la 23.548 (ley de coparticipación federal), y si se reparte así, Bolívar no recibirá 2.450.000, dado que según esa ley, el 43 por ciento queda para la Nación. O sea que Bolívar recibiría entonces 1.400.000 pesos. Mi voto será negativo, porque este bloque no convalidará un despojo a los productores de la provincia de Buenos Aires y de otras provincias sojeras", remató.

Pero Rivas, quizás suponiendo que sus interlocutores periodistas eran alumnos de Contabilidad, la asignatura que dictó durante años en escuelas bolivarenses, siguió apilando números y más números, hasta concluir que la Nación se llevará de Bolívar en concepto de retenciones a la soja, 80 millones de pesos, "y ahora estaríamos aceptando esta dádiva de 1.400.000 pesos. Por eso íbamos a votar en forma negativa".

¿Entonces el intendente se equivocó al firmar su adhesión al Fondo Federal Solidario?

-Hubo allí no sé si una jugada o qué. Cuando el intendente iba a firmar (en un acto en Olavarría), algunos dicen que fue agredido verbalmente por el gobernador, etcétera, etcétera. Según palabras del intendente, él lo quería leer (al decreto), y no llegó a hacerlo. Pero sí creo que el intendente no debería haber firmado ese convenio. Porque ese millón de pesos, si bien es dinero, proviene de un despojo que se está realizando.

¿Y por qué se retiró ese expediente del orden del día?

-No digamos que se retiró del orden del día, ya tenía despacho. El presidente del Concejo es quien arma el orden del día, y decidió que esto -cada uno con su suspicacia que piense lo que crea conveniente- debía pasar por la comisión de Reglamento, cosa de la que yo no estaba enterado.

Comentá la nota