Rivara avanzó en la conformación del sector político que responde a Solá en Junín

El ex ministro de Asuntos Agrarios bonaerense también se refirió al conflicto con el agro y dijo que “el Gobierno nacional ni entiende ni pretende solucionar el problema del campo”.
En vistas de avanzar con el armado político del frente conformado por Felipe Solá, Francisco de Narváez y Mauricio Macri, Raúl Rivara estuvo en nuestra ciudad donde mantuvo contacto con concejales, consejeros escolares y dirigentes de la línea justicialista “Tres Banderas” liderada por el secretario general del Sindicato Empleados de Comercio Julio Henestrosa.

El ex titular de la cartera de Asuntos Agrarios provincial durante la gestión de Felipe Solá como gobernador bonaerense, estuvo en el diario DEMOCRACIA y en el diálogo mantenido, manifestó que en la provincia se sigue trabajando en el afianzamiento de este frente encabezado por el ex gobernador, el diputado nacional y el jefe de Gobierno de la Capital Federal, los cuales, “juntos son la garantía del éxito en las próximas elecciones”, señaló Rivara.

“Todo se puede superar en el convencimiento de que los tres juntos arriban a la victoria en la provincia de Buenos Aires”, destacó.

A nivel de la cuarta sección electoral, comentó que “hemos tenido dos reuniones donde juntamos prácticamente la totalidad de los 19 distritos, con compañeros que ya están trabajando en cada uno de esos distritos, representando a la línea de Felipe Solá, posteriormente nos sentaremos con quienes son referentes de las otras dos líneas del frente, buscándose la posibilidad de conformar una lista única tanto para senadores provinciales a nivel seccional como para concejales y consejeros escolares, en cada uno de los distritos”.

Sobre Junín, Rivara sostuvo que “es importante contar con el apoyo de concejales como el que tenemos en esta ciudad, lo cual nos coloca en un lugar excelente de cara a las negociaciones. Junín es uno de los lugares donde mejor estamos organizados y llevando una tarea en conjunto”.

“Por la figura señera que tiene el distrito de Junín en la cuarta sección electoral, le vamos a prestar singular atención”, expresó Rivara, quien anticipó que en el corto plazo tendrá lugar una visita de Felipe Solá.

Irónicamente sostuvo además que “quien más nos ayuda a nuestro crecimiento es el Gobierno nacional con la postergación en la solución al conflicto del campo, con el ahogo financiero a las comunas que no son proclives al Gobierno nacional como es el caso de Junín, algo que es emblemático porque mientras existió el radicalismo “K”, esta ciudad fue ‘la niña mimada´ del Gobierno nacional, pero cuando hubo un atisbo de independencia de Cobos y su sector, Junín, como muchos distritos de la provincia, pasó a ser un olvidado”.

“Creo que en las próximas elecciones tendremos la posibilidad de comenzar a cambiar esto definitivamente, empezando a apoyar a quienes, por ejemplo, mientras tuvieron tarea ejecutiva implementaron la descentralización tributaria, que es un ejemplo claro de no discriminación política”, sostuvo.

A renglón seguido dijo que “Solá, al dar en forma automática la coparticipación de los impuestos provinciales, dejó asentado un antecedente claro de cómo deben manejarse los dineros públicos”.

Panorama complicado en el campo

Durante la visita hecha a DEMOCRACIA, el ex ministro de Asuntos Agrarios dialogó ampliamente sobre el panorama actual del sector agropecuario y la relación con las autoridades nacionales, un tema sobre el cual dijo que “lo veo complicado porque el Gobierno nacional ni entiende ni pretende solucionar el problema del campo”.

Expresó que “para los que entendemos lo que es el sector y su realidad, ver las propuestas del Gobierno significa darse cuenta que no pretende solucionar los problemas del campo”.

Acompañó la gestión del ministro Monzó de quien dijo que “fue intendente, es del interior, tiene relación con el campo, conoce la realidad cotidiana de lo que es el sector agropecuario y que la provincia de Buenos Aires es claramente agroindustrial. Desde el Gobierno nacional todo se convierte en una cuestión ideológica, vetusta. Se parte del viejo concepto de oligarquía contra liberación”.

Alertó que “si no hay incentivos claros para la siembra del trigo, la cosecha será igual o peor que la de este año y eso significará, por ejemplo, la pérdida del mercado brasileño, que es un mercado cautivo, porque para exportar trigo desde Canadá deben pagar el 15% más de lo que deben abonarnos a nosotros. Es inexplicable que no haya una política clara de apoyo a la producción triguera y en dos años y medio, lo único que se hizo fue perjudicar al productor en beneficio de los molinos y la exportación”.

Comentá la nota