Ríos reclamó dejar de lado las "oposiciones transitorias"

La gobernadora destacó el trabajo conjunto de los diputados y senadores fueguinos, para la aprobación de la ley y de la creación de la Universidad Nacional de Tierra del Fuego. Sostuvo que la dirigencia institucional y legislativa debe seguir el mismo camino para alcanzar un "2010 excelente".

RÍO GRANDE.- Tras la sanción en el Senado de la Nación de la ley que fija los límites definitivos de Tierra del Fuego, Antártida e Islas del Atlántico Sur, y en Diputados de la que crea la Universidad Nacional de Tierra del Fuego, la gobernadora Fabiana Ríos sostuvo que el trabajo conjunto de los parlamentarios fueguinos debe ser tomado como ejemplo por la "dirigencia institucional y legislativa" de la provincia, para que "dejen de lado las oposiciones transitorias".

Respecto a la ley de límites, la mandataria observó que los parlamentarios nacionales "saldaron una deuda histórica con los fueguinos de hace casi veinte años", y que de este modo "se cierra un ciclo de casi dos décadas donde no había sido posible acordar un proyecto único, que fue analizado junto a la Cancillería, y que obtuvo un acompañamiento del resto de los diputados que no son de Tierra del Fuego".

Asimismo, remarcó que "era una necesidad que teníamos todos los fueguinos de poder fijar nuestros límites de la manera que correspondía, a través de una ley", en tanto afirmó que "a partir de ahora podremos ejercer de manera absoluta, en nuestra jurisdicción, los derechos que nos corresponden".

Cabe recordar que el 26 de abril de 1990 la Cámara de Diputados sancionó la ley 23.775, mediante la cual Tierra del Fuego dejó de ser territorio nacional y se convirtió en una nueva provincia argentina. Pero el entonces presidente Carlos Menem vetó parcialmente la norma el 10 de mayo de ese mismo año mediante el decreto 905/90, y dejó sin efecto el artículo 1º, donde se hacía referencia a los límites de la jurisdicción.

Por otra parte, Ríos puntualizó que el miércoles pasado "es un día que va a quedar en la historia" tras la sanción de "dos leyes que la población de Tierra del Fuego esperaba desde hace muchos años", y además evaluó como "muy positivos" y "estratégicos" los "logros" alcanzados durante el 2009 en el Congreso Nacional "en términos de legislación de larga data", lo que "da cuenta de los beneficios que significa ponerse un norte común a todos".

En ese sentido, hizo mención a "la responsabilidad puesta de manifiesto por los parlamentarios nos ha dado cátedra a todos los fueguinos".

Ríos pidió que "ojalá que este mensaje permita, en la provincia, una reflexión de toda la dirigencia institucional y legislativa en particular, de que si es posible pensar en un norte positivo para todos los fueguinos se puedan dejar de lado las cuestiones que tienen que ver con las oposiciones transitorias". Y agregó: "En realidad, sobre lo que estamos hablando es sobre nuestro futuro, el de nuestros hijos y el de la provincia que decidimos vivir".

Asimismo, planteó que "yo no sé si se llegan a dimensionar todos estos logros; he tenido la experiencia de ser parlamentaria nacional y valoro profundamente el trabajo realizado por los representantes fueguinos en el Congreso", quienes "tuvieron la función de explicar y convencer al resto de los bloques políticos de que las necesidades de una provincia que no van en desmedro de ninguna otra, sino a favor de la Argentina".

Del mismo modo, consideró que "ahora la pelota está en la cancha provincial, hacia todos los actores institucionales de Tierra del Fuego", y proyectó que "si todo el mundo hace lo que tiene que hacer, que es pensar para delante dejando de lado las mezquindades, creo que nos espera un 2010 y un futuro realmente excelente".

Senadores conformes

Tras la sanción de la ley que establece los límites de Tierra del Fuego, los senadores fueguinos María Díaz y José Martínez (ex ARI) manifestaron su satisfacción y agradecieron el acompañamiento de sus pares.

En su argumentación durante la sesión,

Martínez señaló que "la ley de provincialización de Tierra del Fuego tubo un veto parcial, por parte del entonces presidente Menem, donde aludía a los límites; esta situación se dio en el marco de la política de los 90 de restablecer las relaciones diplomáticas con el Reino Unido. Se prefirió quedar bien con Gran Bretaña a costa de todo un pueblo y de un recurso estratégico futuro".

En tanto, evaluó que la sanción de los límites favorece "el reclamo argentino sobre Malvinas y la posición futura en cuanto a los derechos argentinos sobre la plataforma continental", y además ayuda a "reafirmar el posicionamiento argentino en el Tratado Antártico".

Por su parte, Díaz expresó que "la aprobación de esta ley, junto con la creación de la Universidad Nacional de Tierra del Fuego y los beneficios obtenidos para la industria radicada en la provincia, posibilitará el desarrollo regional dando herramientas a nuestros jóvenes para que puedan capacitarse y desempeñarse profesionalmente en la provincia".

Comentá la nota