Ríos: «El conflicto en Casa de Gobierno está resuelto»

La Gobernadora confirmó que se levantaron las medidas de fuerza que mantenían paralizado el circuito administrativo en Casa de Gobierno, entendiendo que la emergencia dispuesta por el Ejecutivo se mantendrá hasta lograr su total normalización.
RIO GRANDE.- La gobernadora Fabiana Ríos confirmó ayer que el personal de Casa de Gobierno retomó desde el pasado jueves las actividades con normalidad, tras las medidas de fuerza que mantuvieron paralizado el circuito administrativo del Estado durante los últimos dos meses; asegurando que por ello la emergencia resuelta por el Ejecutivo se mantendrá hasta su total restablecimiento.

«Se logró una tregua con ATSA, así que esperamos que con ATE también se pueda, y de hecho hubo reuniones en el Centro de Mediación entre autoridades de Educación con la dirigencia del gremio, pero los esfuerzos los estamos haciendo y ojalá que estos esfuerzos se vean coronados con la posibilidad de que, sin ruidos, se puedan establecer diálogos, porque los diálogos con ruido no son posibles de llevar adelante», señaló.

De todos modos, la mandataria aseguró que si ATE sólo planteará su reclamo salarial «nuestra respuesta será no y esto ya lo hemos dicho».

Apoyo a la ley

Consultada sobre la posibilidad de que el proyecto de ley que propone beneficios impositivos a la industria fueguina sea tratado en la próxima sesión de la Cámara de Diputados, Ríos entendió que «todos debemos hacer los esfuerzos necesarios para que esto sea así».

«Tengo la responsabilidad, y la tenemos todos, de insistir en la Cámara de Diputados para que este proyecto que tiene preferencia sea aprobado; pero reitero que no es un proyecto que privilegia a la industria de Tierra del Fuego sino que se trata de un proyecto que garantiza puestos de trabajo para los argentinos», puntualizó.

La Gobernadora aseguró que desde el Ejecutivo provincial «hemos puesto a disposición toda la información y hemos hablado con los bloques de la Coalición Cívica; la UCR y diputados del Frente para la Victoria de provincias que no estaban convencidas sobre la iniciativa; y se consiguieron los votos y las firmas necesarias en el dictamen, sobre todo conseguimos que algunos que querían firmar por la negativa no lo firmaran porque le quitaba fuerza al dictamen», concluyó.

Comentá la nota