La Rioja invierte $ 12 millones en un polo del cuero en Nonogasta

La provincia construye una planta de tratamiento de efluentes industriales sin contaminación ambiental, que será una de las cinco mejores de América latina
La provincia de La Rioja invertirá $ 12 millones para hacer un polo del cuero en Nonogasta, con el compromiso de que la Nación financie el 80 o 90 por ciento de los fondos necesarios. El dinero está destinado a la construcción de una planta de tratamiento de efluentes industriales sin contaminación ambiental. La puesta en funcionamiento de la primera etapa, que tiene por finalidad mitigar y terminar con el mal olor, estaría lista en cinco meses.

El gobernador Luis Beder Herrera, luego de recorrer el predio donde se va avanzando por módulos en el plano general de la planta de tratamiento, precisó que "esta parte estará lista en cinco meses y comprende los piletones con las maquinarias que van a mitigar el olor producto de la industria del cuero. Las siguientes etapas son para tratamiento de los líquidos y reutilización del agua".

Por su parte, el secretario de Ambiente, Nito Brizuela, estimó que por la calidad de la planta de efluentes que se está construyendo en Nonogasta "vamos a estar entre las cuatro o cinco mejores de América latina".

Especificó que en esta primera etapa se trabajará en el manejo de sulfuros que son los que emanan los olores y una vez concluida dicha fase el agua se utilizará directamente para forestación. "La calidad del instrumental, la forma de trabajo aeróbico y anaeróbico nos permitirán usar el agua directamente" detalló.

Actualmente, en el predio se están realizando las tareas de acondicionamiento del terreno, los piletones y resta terminar la obra civil. Luego la siguiente etapa consiste en las instalaciones eléctricas, de cañerías y maquinarias. Brizuela señaló que en Ambiente de la Nación está muy interesados en ir conociendo los informes de la planta, que será un modelo en su tipo en Sudamérica.

Por su parte, el secretario de Obras Públicas, Juan Fernando Carbel, expresó que para la construcción "se trabajó en base al proyecto ejecutivo que se hizo por medio de una consultoría externa, encargada de diseñar la planta original, la que llevó a cabo las modificaciones solicitadas".

El gobernador pidió que apuren los trabajos, pues quiere ver lista al menos la primera etapa, que es la más crítica para la comunidad, consistente en la mitigación del olor; luego sigue el tratamiento del cromo y el reuso del agua.

El mandatario provincial consideró que la planta de tratamiento para los efluentes industriales "es una obra emblemática para nosotros y para toda la provincia y significa el saneamiento de los líquidos de la planta industrial del cuero que se encuentra en Nonogasta".

Comentá la nota