Riesgos que causa a la salud disminuido el nivel del río Paraná

Desde hace mucho tiempo que se percibe sobre las costas de la ciudad de Corrientes la acumulación reiterativa de residuos de todo tipo, los cuales generan una contaminación continua que se traducen en diversas enfermedades. En los últimos veinte días hubo un florecimiento de gastroenteritis, sobre todo en los más pequeños.
Sobre la ribera Norte de la Capital, al recorrer la margen del Río Paraná, se puede apreciar una creciente acumulación de desperdicios que desde las casas linderas arrojan despreocupadamente al agua. Esto a su vez va quedando atrapado entre los arbustos y plantas acuáticas propias de la zona. Según un relevamiento que realizó EL LIBERTADOR por la zona se encontraron varios casos de gastroenteritis.

Mayoritariamente los que presentaron este cuadro viral eran niños, porque son más propensos a ser afectados por estas dolencias. Con la bajante en el caudal del río se incrementan las posibilidades que se concentren los microbios ya que toda esa basura acumulada acelera el proceso de descomposición, además todos esos metros en los cuales se han generado los basurales hoy son utilizados por los vecinos linderos como playas o balnearios, atestados de desperdicios.

Según diversos estudios en las comunidades rurales y urbano-marginales de Latinoamérica, más de la mitad de las enfermedades y de las muertes que ocurren en la primera infancia tienen como causa principal los microorganismos transmitidos a través de la ingestión de agua o de alimentos contaminados. Las condiciones que favorecen la aparición de estas enfermedades son muchas y variadas. Los microorganismos causantes de las enfermedades pueden entrar al cuerpo por varias vías, como la boca y los pies descalzos, salir por los mismos, así como por las excretas, es decir, heces y orina. Si una persona está infectada, los microorganismos o sus huevos salen por las excretas, a su vez estas infectan las aguas y suelos, pasan a otros organismos, denominados vectores de transmisión (moscas, mosquitos o cucarachas, entre otros), desde los cuales vuelven al hombre.

SIN CLOACAS

La gran mayoría de estos vecinos no cuentan con la red de cloacas, produciendo dos tipos de contaminaciones. Por un lado la de las napas de agua subterráneas que terminan absorbiendo los desechos; pero también existe la posibilidad que las excretas sean arrojadas a las aguas de pequeños riachos o arroyos de la zona, que desembocan en el Paraná. A estos arroyos, no solo se expulsa los desechos de los barrios periféricos que los rodean, sino también, son usados como desagües de otros más lejanos y centros comerciales.

Además hay que marcar que estos arroyos están lindero a gran cantidad de ranchos o casas de chapas de cartón, y sus habitantes están en continuo contacto con las aguas que por allí pasan; inclusive muchos pasan por sobre ellos en improvisados puentes si es que la pendiente es pronunciada, o si no simplemente se los atraviesa. Los niños que juegan en la zona quedan expuestos de ese modo a múltiples infecciones que emanan esos focos contaminados.

Así la mayoría de las costas dejan ver en estos días un panorama que complica a toda la población, ya que todos estos desechos se acumulan en una bahía inmediata a la toma de agua desde donde se extrae el líquido para hacer la distribución domiciliaria.

CUIDADOS

DEL AGUA

Que el agua es sumamente importante para el organismo, un elemento esencial para la subsistencia de los seres vivos no quedan dudas. Pero no siempre el agua tiene las condiciones ideales para ser consumida. El agua potable debe carecer de sustancias orgánicas en suspensión, ser clara, incolora, inodora e insípida. Aún así el agua puede contener microorganismos que producen enfermedades y que no se detectan a simple vista o por el olor o sabor. El agua, en este aspecto, se contamina fácilmente y por tanto es importantísimo tomar medidas de saneamiento, higiene y adecuada disposición de las excretas y los residuos. El agua contaminada o que se presume contaminada, es sometida a una serie de análisis de control de calidad. En los análisis se buscan microorganismos que se encuentran en las heces de los seres humanos o de los animales.

El cólera, el tifus y la hepatitis infecciosa la gastroenteritis son algunas de las principales enfermedades transmitidas por bacterias que viven en el agua. Otras enfermedades son transmitidas por otros organismos que se reproducen en el agua (por lo general aguas sin movimiento) y que transportan estas bacterias. Algunos ejemplos de estas enfermedades son el paludismo o malaria, la enfermedad del sueño y la fiebre amarilla.

GASTROENTERITIS

Desde mediados de diciembre en el Hospital Pediátrico se vienen registrando un incremento en los casos de gastroenteritis. Este cuadro viral que afecta a gran parte de los chicos si no se tienen los cuidados sanitarios correspondientes y pueden derivar en una deshidratación que amerite internación. Agregaron que el aumento de los casos es a raíz de los excesos alimenticios o con problemas en el agua consumida,

La gastroenteritis es una infección que se produce en el estómago y las paredes intestinales, que causa diarrea y en algunos casos espasmos (retorcijones) y vómito. Aunque hay varios tipos de virus capaces de producir una gastroenteritis, el responsable más frecuente, a gran distancia del resto, es el rotavirus. Éste se ceba sobre todo en los niños menores de tres años.

Comentá la nota