Reutemann y Rossi aunarían sus voluntades kirchneristas

Está previsto que en los primeros días de febrero se desarrolle una reunión que ponga fin a la incertidumbre en el PJ santafesino en torno a los candidatos para las elecciones legislativas de la primavera.
Así lo piensa Néstor Kirchner, presidente del partido y jefe del peronismo, por lo tanto el encuentro entre los intendentes peronistas con el ministro de Interior Florencio Randazzo hace algunos días fue "un premio consuelo" para quienes viajaron desde Santa Fe para un encuentro que originalmente se iba a hacer en Olivos, presidido por Kirchner y que contaría además con las presencias de Agustín Rossi y Carlos Reutemann. La cita fue "marcada" en los últimos días de 2008, antes de la autoproclamación de la candidatura presidencial del "Lole" para 2011 y con pleno conocimiento y luz verde del ex presidente. Luego las ausencias del país de Rossi y Reutemann imposibilitaron dicho encuentro, lo cual terminó transformando el viaje de los dirigentes provinciales con el presidente del partido Ricardo Spinozzi a la cabeza, en una reunión institucional con el Ministro del Interior. Allí Randazzo se ocupó de hacerles saber a los jefes comunales que la idea del "Gobierno K" es conseguir la unidad del PJ santafesino detrás de las candidaturas de Reutemann y Rossi. Además, abortó una incipiente impugnación que llevaban en carpeta los visitantes, en su mayoría intendentes de cuño reutemista.

"Kirchner está convencido de que Reutemann y Rossi tienen que encabezar las listas para ganar Santa Fe" dijo un funcionario nacional que relativizó la intentona de algunos dirigentes del PJ de impugnar la candidatura de Rossi para repetir en su banca de diputado nacional. "El ministro Randazzo habla permanentemente con Kirchner y le hizo saber a los intendentes -antes de la reunión- que no sería bueno que incluyeran el tema de las candidaturas, y en cambio les transmitió un fuerte mensaje de unidad", dijo el dirigente peronista.

Según indica Rosario/12, lo cierto es que junto a Spinozzi -que sobreactúa permanentemente su ultrareutemismo- llegaron algunos jefes comunales dispuestos a "sumar puntos" frente a su jefe: El ex-piloto que no dice nada públicamente pero que desde hace unos meses viene esmerilando la figura de Rossi, como quien tira la piedra y esconde la mano.

"Kirchner estaba al tanto de la jugada del ïLoleï de fin de año, y más que eso", sostiene la fuente que avanza y pronostica que "el mes que viene se van a reunir todos, con él en Olivos y ahí van a estar Reutemann y Rossi". Colaboradores del jefe de la bancada de diputados oficialista confirmaron a este cronista que "Agustín sabía de esa reunión desde antes de fin de año, pero después viajó y ahora es Reutemann el que está afuera". En el reutemismo, sin atreverse a negar esa posibilidad le bajan el tono: "Si Kirchner los convoca es lógico que Reutemann va a ir, se trata del presidente del partido y este es un año de elecciones", sostiene un dirigente provincial un poco menos intransigente que Spinozzi, que reconoció además que "realmente queríamos hablar del tema electoral pero en el ministerio fueron muy claros y la cosa se fue para el lado institucional, la sequía, el tema del campo, el empleo y esa agenda", reconoció.

La próxima semana tanto Reutemann como Rossi van a volver a atender en sus despachos en el Congreso. No se descarta que se intente un acercamiento entre ambos antes de la reunión que no fue la semana pasada y que será el próximo mes. Al menos eso es lo que sugieren desde Olivos, donde por ahora se deja que corra el tiempo y las cosas se vayan acomodando. De lo que no quedan dudas después de la reunión de los intendentes con el ministro Randazzo es que de la interna habla Kirchner, que tiene en Rossi al más eficiente y leal legislador que puede exhibir el peronismo y en Reutemann al mejor candidato para enfrentar a Hermes Binner en la provincia de Santa Fe.

Comentá la nota