Sin resultados, la cintura política de Aguilar pretendió atraer a Ramón

En la búsqueda de un DT, el presidente millonario se reunió con Díaz, pero el riojano dijo que respetará su valioso vínculo con América, de México
Aguilar y Ramón se reunieron ayer por la mañana, en las oficinas del empresario Pablo Sabbag, en el barrio de Palermo; no hubo acuerdo

Exactamente un año después de que Ramón Díaz confesara que se había reunido con José María Aguilar por "respeto" y que deseaba "dirigir a River", pero que no era el momento para irse de San Lorenzo, un nuevo encuentro se produjo entre el riojano y el presidente millonario. Pero otra vez los caminos se bifurcaron. Sobre todo, porque no era el momento ideal. Es cierto que en los últimos meses Ramón no tuvo un buen desempeño como entrenador de América, de México, y que algunos ya lo están mirando de reojo, pero todavía los dirigentes aztecas lo apoyan y, además, lo une un vínculo millonario hasta junio de 2011.

Pero, ¿Aguilar no estaba enterado de la situación del Pelado? Sí, lo estaba. Pero entendió que charlar con Díaz sería una inteligente maniobra política para que ningún simpatizante ni colega de la comisión directiva le recriminara en el futuro que no había buscado al hombre que posee un gran consenso en la hinchada. Algo similar ya había realizado con Enzo Francescoli; porque se sabe que el uruguayo está involucrado con otro tipo de actividad laboral en Miami, en el sur de los Estados Unidos, y que por el momento no quiere ser director técnico.

En la reunión, que se llevó a cabo en la oficina que el empresario futbolístico Pablo Sabbag tiene en Palermo, casi no se habló del aspecto económico.

"En México, Ramón gana tres veces más que el técnico mejor pago de la Argentina. Y River no llegaría a pagarle ni la mitad", dijo, por lo bajo, un allegado a la dirigencia de Núñez. Por ese motivo, Aguilar apeló al "amor por la camiseta, a la institución y a los colores".

"Si me entero de que renuncia en México, será un candidato inmediato para nosotros", dijo Aguilar, pocas horas después de que Diego Simeone dejara el cargo de DT. Y esa parece ser la única posibilidad que podría unir a Díaz con River.

Las autoridades de las Aguilas tomaron con sorpresa la noticia generada en Buenos Aires. "No le vemos ninguna posibilidad de que se haga. El compromiso, tanto del club como del entrenador, es largo y firme. Hay un proyecto en común y no queremos interrumpirlo", señaló el vicepresidente del conjunto mexicano, Yon de Luisa.

Además, el dirigente de América dijo que no existe cláusula de rescisión: "Si no existe interés de seguir el vínculo de alguno de los dos lados, se termina y listo. Es lo que corresponde".

Algunos integrantes de la comisión directiva de River se enteraron por los medios del encuentro entre Aguilar y Díaz, porque el presidente actuó solo. Más tarde, el tesorero millonario, Héctor Grinberg, dio más datos: "Fue una reunión en el marco de una ronda de consultas que se han venido haciendo con técnicos y jugadores que tienen gravitación en la vida del club. Pero Ramón nos aclaró que quiere respetar su contrato".

Curiosamente, en el sitio web oficial de América, hay una entrevista reciente a Ramón, en la que éste habla del futuro: "A nuestros hinchas les pido que estén tranquilos. Estamos planificando el futuro plantel. Estamos decididos a consolidar nuestra estructura fuerte, como corresponde en una gran institución". El DT estaría viajando a México el fin de semana, para luego encabezar la pretemporada en el exclusivo balneario de Cancún, muy lejos del Monumental...

Mientras tanto, River sigue siendo conducido por Gabriel Rodríguez. Y ante la negativa de Ramón, las figuras de Américo Tolo Gallego y Néstor Pipo Gorosito siguen siendo las más fuertes. Aguilar se jugó una movida importante, pero deberá seguir evaluando hasta alcanzar la alternativa más favorable.

2 años y medio más de contrato posee Ramón Díaz como DT de América, de México. Según las versiones, embolsaría US$ 3.000.000 por cada temporada.

Investigación a Aguilar por evasión impositiva

La Justicia ordenó que se siguiera investigando al titular de River, José María Aguilar, por un caso de apropiación indebida de impuestos, según la agencia Télam. Las irregularidades en el depósito del impuesto a las ganancias por el club millonario se detectaron en noviembre y diciembre de 2002, y en los primeros cinco meses de 2003.

Comentá la nota