Sin respuestas por el aguinaldo extra, e FGE permanece tomando el salón Marcos Paz de la legislatura provincial

Se complicaron las negociaciones entre el Frente de Gremios Estatales y el estado provincial debido a la inexistencia de una contraoferta de este último al pedido de un aguinaldo extraordinario que requerían los gremios, atento a la mala situación económica vigente.
Además se solicitaba una nivelación de las asignaciones familiares de los trabajadores, puesto que a nivel nacional se percibe $180 por hijo, mientras que en Jujuy la cifra es de $140, ítems que los funcionarios representantes del estado ofrecieron saldar, aunque acá tampoco hubo un total acuerdo dado los parámetros que se toman para aplicar la nivelación, que en la oferta de los gobernantes abarca a menos trabajadores.

En este escenario los gremialistas decidieron permanecer en el salón Marcos Paz del palacio legislativo, hasta tanto haya una respuesta favorable, y amenazan con permanecer ambas fiestas de fin de año en el lugar.

Así lo manifestaron Juan Carlos Bejarano, titular de SEOM (municipales) y Freddy Berdeja, representante de los trabajadores judiciales, luego de una jornada que incluyó cortes en los alrededores del lugar.

Bejarano expresó su malestar afirmando que "vinieron (los funcionarios) a decirnos que no había nada, y nosotros planteamos que no se puede proponer una discusión así. Hoy el pasaje del colectivo subió a $1,50 y la carne aumentó mas de un 20%".

Además expresó el argumento que esgrimieron los funcionarios. "Ellos dicen que cuando nos dan una ayuda posteriormente nosotros hacemos que quede permanentemente. No pasa por ahí, sino que el incumplimiento de la provincia genera estas situaciones. Ante esto nosotros planteamos cualquier situación de algún beneficio para el trabajador".

Por esto se quejó y dijo que "no se trata de caprichos ni de presiones, es una cuestión de necesidad. En una familia comen todos los hijos, no uno y el otro no. Acá pasa lo mismo, si hay para uno tiene que haber para los otros".

Según el titular de SEOM la intención no es coartar el canal de diálogo, "pero no se puede instalar un diálogo "no hay". Esperamos que haya alguna propuesta".

Ante la extensión del conflicto no descartó ninguna posibilidad. "Nosotros hemos pasado navidades en la plaza, y no se nos cae nada por pasarla acá. Los municipales tenemos bien claro nuestro planteo. Acá se hará un esfuerzo, se medirá y se pagará un costo político, gremial o de los dirigentes".

Y lejos de atenuar las pretensiones indicó que "si no hay dinero a veces se presta. Acá hay un juicio que dicen que se tienen que pagar por 15 millones. Algunos dicen que es para algún senador que levantó la mano en la ley de medios K. Con eso se podría hacer muchas cosas. Cuando se quiere y se busca hay dinero".

Además puso en tela de juicio las gestiones que se realizan, al afirmar "que no nos usen para pedir una cantidad de dinero que no es el que piden los trabajadores estatales. A veces se pide un gran cantidad de dinero que nadie sabe cuanto llega y después terminamos ganando migajas nosotros".

A su turno casi al cierre de la jornada, Freddy Berdeja anunció en representación de los judiciales que "el gobierno ha cumplido solamente en aplicar el monto dispuesto por el gobierno nacional de 180 pesos por asignación familiar a los compañeros que perciben un sueldo neto de 1300 pesos. Pero en este caso, no cumpliendo con un pedido del FGE y la multisectorial, consistente en que para tomar ese tramo de 1300 pesos debería tenerse únicamente en cuenta las cifras remunerativas y bonificables (en blanco), Sin embargo se toma en cuenta todo para llegar a estos 1300 pesos, con lo cual son muy pocos los compañeros que van a percibir este incremento en la asignación familiar".

Respecto al aguinaldo extraordinario no hubo respuesta ni contraoferta. Por tal motivo "la posición de los judiciales es que la dirigencia permanezca en el salón Marcos Paz hasta tanto tengamos una contraoferta del gobierno respecto al sueldo anual complementario extra".

Finalmente se refirió a la sesión extraordinaria prevista para el día de mañana, donde se intentaría aprobar el presupuesto 2010. "No es nuestra intención entorpecer el funcionamiento de la cámara, pero si no hay respuesta del ejecutivo vamos a permanecer y esto indudablemente va a entorpecer el funcionamiento de la sesión donde se pretende aprobar el presupuesto 2010".

"No es el ánimo interrumpir la sesión, pero queremos una respuesta a los dos puntos peticionados, si se da esta respuesta inmediatamente desalojamos la legislatura" concluyó.

Comentá la nota