Respaldan a concejal radical de El Carmen

Anunciaron que se planteará una cuestión de privilegio contra el secretario de Gobierno Ruperto Gil, quien habría tildado de "piqueteros" a los diputados radicales.
Concejales del Radicalismo de capital, Palpalá y Perico expresaron ayer su respaldo al edil Víctor González, "despedido" por tres miembros del Concejo Deliberante de El Carmen, en un trámite que fue denunciado por inconstitucional ante el Superior Tribunal de Justicia.

La concejal periqueña y diputada electa Alejandra Martínez dio cuenta de la "posición unánime de las instituciones que componen nuestro partido en repudio a lo que está ocurriendo en El Carmen, porque esto está inclusive más allá de los partidos", advirtió.

Martínez aseguró que la acción cuenta con el respaldo de la intendenta Celia Monaldi y estimó que la lentitud de la Justicia "está provocando un daño más a la institucionalidad de esa localidad".

"Hago un llamado de reflexión a la intendenta Monaldi para que permita que se vuelva a la cordura, a la paz y la institucionalidad en El Carmen; los problemas de la gente de El Carmen son otros y necesitan soluciones urgentes", manifestó para resaltar que "con esta situación se está procurando tapar todo lo que se hizo fuera de lugar con respecto al Presupuesto".

"Nuestros concejales en toda la provincia –dijo Martínez- seguirán actuando como corresponde aún con este tipo de actitudes porque tenemos la firme convicción de lo que debemos hacer".

Por su parte, el concejal de Palpalá y diputado electo Carlos Amaya sostuvo que los tres ediles que dictaron una resolución "destituyendo" a Víctor González violaron normas constitucionales, la Carta Orgánica y el reglamento interno del Concejo Deliberante, normativas que imponen los dos tercios de los miembros de los parlamentos para sancionar a sus miembros. En el caso de El Carmen –explicó- fueron solo tres ediles –que terminan mandatos en diciembre- los que se atribuyeron la potestad de "despedir" a González y a Ariel Mendieta del partido Segundo Centenario sin siquiera contar con mayoría.

"Esto lleva a pensar que hay manos negras que están queriendo perjudicar al Concejo y a la comunidad de El Carmen y especialmente al concejal Víctor González", opinó el palpaleño.

González, el sancionado, remarcó que el oficialismo en El Carmen "sigue jugando con la gente, sigue atropellando a la instituciones" y reveló que se llegó al extremo de cambiar las cerraduras de las oficinas del Concejo. "Esto es algo pergeñado por el secretario de Gobierno Ruperto Gil, y es consecuencia de nuestras denuncias sobre adulteración del Presupuesto y de la usurpación de un salón multiuso", indicó.

"Lo más preocupante es la lentitud de la justicia, la justicia tiene que actuar con mayor rapidez", advirtió González.

"Ellos acusan a los diputados y a los concejales de alterar el orden público pero ni el secretario de Gobierno ni la intendente estuvieron presentes en el Concejo Deliberante; eso fue clarito, estaban los medios de prensa, las autoridades, la policía provincial, donde el atropello lo sufrimos nosotros porque no nos dejaron acceder ni a nuestro bloque", añadió.

Hablando del secretario de Gobierno Ruperto Gil, González sostuvo que "donde estuvo tuvo dificultades y estuvo detenido en la Legislatura por hacer atropellos hacia los legisladores".

En tanto, el diputado Carlos Toconás expresó su apoyo al concejal carmense y anticipó que se promoverá una nueva cuestión de privilegio, esta vez contra Ruperto Gil, por los mismos hechos. "No permitiremos que se avasallen a los diputados que deben cumplir con su misión y a los concejales que han sido mal separados de sus cargos", prometió.

Comentá la nota