La reserva de automóviles cero kilómetro se reactivó luego de los anuncios oficiales

En las concesionarias hay reservas, y también se pregunta por el plan de 60 cuotas. Los fabricantes ven buenas perspectivas, pero en 2009 habrá 15% menos de ventas que en 2008
La reserva de automóviles 0 kilómetro, semiparalizada desde principios de noviembre, tuvo su rebote positivo durante la semana pasada. “Las reservas para la venta, enmarcadas en el plan del Gobierno, crecieron 50%”, señaló Dante Alvarez, presidente de la Asociación de Concesionarios de Automotores (Acara).

El público reaccionó a los anuncios de baja de precios y créditos baratos que realizó el Gobierno, por eso por ahora se tratan de reservas a la espera que se concreten esas medidas. Los descuentos acordados están en líneas con las ofertas que ya realizaban las automotrices mientras que ningún banco publicitó todavía las líneas de crédito.

“No hay cifras generales, pero en mi concesionaria tengo un stock de 100 unidades, de las cuales 50% ya están vendidas. Las consultas surgieron desde el primer día de los anuncios, luego vinieron las reservas, y las consultas van en aumento”, agregó Alvarez.

De esta forma, parece haber cambiado la tendencia de consumidores cautelosos, lo que produjo una brusca caída en los patentamientos de noviembre. Fueron 34.544 en total, 15% menos que los casi 41.000 vendidos el mismo mes del 2007. Para los más cautos, el cierre del año estará en las 600.000 unidades previstas, porque apenas se está a 10.000 autos de ese objetivos. Otros, en cambio, se ilusionan con algunos miles más.

Los compradores de las últimas semanas, según afirman los concesionarios, llegan en parte por el plan gubernamental para la compra de automóviles económicos, pero también por el movimiento normal del mercado. “Los perfiles de los consumidores pasan por personas que ya tenían un vehículo usado y quieren pasar al 0 kilómetro, y otras que nunca lo tuvieron”, explicó Alvarez.

Desde las concesionarias Ford aseguraron que “por el momento, el plan de ahorro de 60 cuotas es el que más interés despertó en el público. Sobre todo porque después de la cuota 12 pueden llevarse el vehículo”.

La iniciativa oficial también despertó buenas expectativas entre los fabricantes. “Esos programas van a permitir sostener el mercado local”, apuntó Dominique Maciet, titular de Renault Argentina y la Asociación de Fábricas de Automotores (Adefa). “Cuando la industria –agregó– proyecta vender (en 2009) entre 450 a 500.000 automóviles, lo hace considerando que los planes del Gobierno serán un éxito.

En el mercado automotor argentino, la producción tiene una correlación directa entre el avance del PBI y la disponibilidad del crédito. Por eso, recuperar el crédito y la confianza es fundamental”.

Los autopartistas, en cambio, advierten que si la reactivación llega fundamentalmente para los autos más baratos, la industria automovilística y autopartista brasileña será más beneficiada que la Argentina. “Es muy importante que el Gobierno argentino reaccione ante la crisis con medidas concretas. Pero dinamizando la venta no ocurre lo mismo en toda la cadena, ya que los autos más económicos y pequeños se fabrican en Brasil, mientras que los medianos y pick-ups medianas en la Argentina”, aseguró a El Cronista Juan Cozzuol, presidente de la Asociación de Fábricas Argentinas de Componentes (Afac).

De los 15 modelos comprendidos en el plan oficial, seis se producen en Brasil, siete en la Argentina y dos en ambos países. En el socio mayor del Mercosur se fabrican el Renault Logan, Fiat Siena y Uno, Volkswagen Gol, Citröen C3 y Ford Ka. “De los 600.000 autos que se venderán este año, 400.000 fueron importados desde Brasil. Por la matriz de especialización productiva regional, esa misma cantidad fue exportada hacia diversos destinos. Pero las medidas oficiales no garantizan un equilibrio similar para el año próximo”, aseguró Cozzuol.

Comentá la nota