Rescataron a un abuelo que era sometido a explotación laboral

Rescataron a un abuelo que era sometido a explotación laboral
Referentes de la Subsecretaría de la Mujer y personal de Gendarmería rescataron la semana pasada de una estancia ubicada a 30 kilómetros de La Esperanza a un abuelo de 86 años, que era sometido al delito de “trata laboral”.

Declaraciones

En el marco de esta investigación Norma Cabas, referente de la Subsecretaría de la Mujer, dijo en Tiempo FM que la semana pasada recibieron un oficio judicial del Juzgado Federal con asiento en Río Gallegos para rescatar a un abuelo de 86 años que se encontraba en una estancia.

Indicó que se trata de un abuelo “con una sensibilidad tremenda”.

Cabas participó en muchos casos de este flagelo pero dijo que “realmente nos conmovió, no sólo porque tiene 86 años, sino por la forma en la que vivía y cómo naturalizaba todo lo que él tenía, con agradecimiento, deber, y con palabra de hombre”.

También contó en las condiciones que fue encontrado el abuelo y dijo que estaba “hacinado” y agregó que es “difícil pensar que en Santa Cruz exista una persona viviendo en ese estado”.

Respecto a la salud informó que era espectacular, independientemente de cosas que puedan llegar a surgir tras los estudios médicos pero se lo vio “totalmente lúcido, cuando llegamos al lugar a buscarlo estaba trabajando”.

Investigación

Cabas además informó que la Justicia tomó conocimiento de este caso por una denuncia de un organismo nacional, quienes observaron esta situación en controles periódicos que realizan y lo denunciaron. En este contexto manifestó que “me pareció fantástico, porque esto quiere decir que hay un compromiso en todos los ámbitos”.

Siguió expresando que el procedimiento lo llevaron a cabo con el personal de Gendarmería Nacional, con personal de Trabajo de la provincia que también tiene un compromiso fuerte y este año mucho más con esta temática”.

Entrevista

“Al momento de la entrevista el abuelo adujo que ‘no me puedo ir de aquí con usted, porque tengo que trabajar y darle de comer a los animalitos para mañana tener mi pan y seguir teniendo mi techito”, manifestó. Además señaló que no tenía documento, sólo una identificación que le dio la policía hace 42 años atrás.

Para Cabas esta vivencia en lo personal fue terrible, le costó mucho aceptar y ponerse en el lugar de funcionaria, “sin tomar represalias, ni aducir, por la gente que estaba en el lugar”, expresó.

También recordó que cuando llegaron él venía por un camino con una carretilla.

Respecto a los dueños de la estancia aseveró que “obviamente en defensa de ellos nos dijeron que le ofrecían ciertas cosas y que él no las quería”.

Cabas finalizó la nota manifestando que “nos sorprendió mucho que esto esté pasando en la provincia de Santa Cruz”.

Trata Laboral

Las personas que han sido objeto de trata con fines de explotación laboral son generalmente obligadas a trabajar en sectores como los de agricultura, construcción entretenimiento, industria de servicios y manufactura (talleres clandestinos).

Las personas que han sido objeto de trata con fines de explotación sexual pueden:

Vivir en grupos en los mismos lugares en que trabajan y abandonar esas instalaciones muy rara vez, si es que lo hacen, vivir en lugares deteriorados e inadecuados, como instalaciones agrícolas o industriales.

No estar vestidas adecuadamente para el trabajo que realizan: por ejemplo, pueden carecer de equipo protector o de prendas de abrigo, recibir sólo sobras para comer, no tener acceso a sus ingresos, no tener contrato de trabajo, trabajar demasiadas horas por día, depender de su empleador para una serie de servicios, incluidos el trabajo, el transporte y el alojamiento,

no tener elección para su alojamiento, no abandonar nunca las instalaciones de trabajo sin su empleador, ser incapaces de movilizarse libremente.

Coment� la nota