Reporteros sin Fronteras, contra las interferencias

La ONG de defensa de la prensa habla de un "particular clima de tensión".
La asociación internacional Reporteros sin Fronteras denunció las interferencias que sufrieron las señales satelitales de Canal 13, TN, Radio Mitre y FM 100. La entidad señaló que "el episodio se produce en medio de un particular clima de tensión entre el Gobierno y el Grupo Clarín.

Fechado en París, donde tiene sede, Reporteros sin Fronteras (RSF) emitió un comunicado en el que señala: "diputados y senadores han pedido la apertura de una investigación y el Comité de Radiodifusión (COMFER) recurrió a la justicia federal el 27 de marzo de 2008. Ningún otro medio de comunicación argentino había tenido incidentes de este tipo, lo que ahora está generando especulaciones".

Reporteros sin Fronteras es una ONG que defiende los intereses de la prensa, cuenta con oficinas Nueva York, Tokio y Washington, y una red de más de 120 corresponsales. Es una organización de consulta de las Naciones Unidas.

En su comunicado, RSF agrega que "el episodio se produce en medio de un particular clima de tensión entre el gobierno y el Grupo Clarín que, de hecho, teme por su futuro mientras que actualmente se debate en el Congreso una nueva ley de radiodifusión, impulsada por la presidenta Cristina Fernández. El texto, que vendría a sustituir a la ley de radiodifusión aprobada en 1980 durante la dictadura militar, tiene también el objetivo de limitar la concentración de los medios de comunicación".

Las interferencias, según primeros datos, tendrían origen en la zona caribeña de Yucatán. La declaración de RSF se suma a otras de similar tenor de la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) y la Asociación Internacional de Radiodifusión (AIR), entre otras.

Comentá la nota