Réplica de Teherán por la cuestión nuclear

TEHERAN (ANSA).- Irán recogió ayer el guante lanzado por Barack Obama con sus críticas al programa nuclear de Teherán y advirtió al presidente electo de Estados Unidos que tomó la "dirección equivocada", al alinearse con la política "cotidiana" del mandatario saliente, George W. Bush.
La posición iraní fue fijada por el presidente del Parlamento, Ali Larijani, quien consideró que los comentarios de Obama en su primera conferencia de prensa como mandatario electo, anteayer en Chicago, representan una "repetición" del discurso de Bush.

En sus primeros juicios sobre Irán como presidente electo, Obama había dicho que piensa "revisar" la carta de felicitación que le envió el presidente iraní, Mahmoud Ahmadinejad, en la cual le propuso terminar con la "injerencia" estadounidense en el mundo. "No es algo simple lidiar con un país como Irán", dijo Obama. "Voy a responder [a la carta] de manera apropiada", añadió.

Sin embargo, Obama adelantó que "es inaceptable el desarrollo de un arma nuclear iraní", como temen las potencias occidentales. "Tenemos que montar un esfuerzo internacional para prevenir que eso suceda", afirmó.

Ayer, un día después de los comentarios del mandatario electo, Larijani dijo que Obama "repitió las afirmaciones cotidianas de la actual administración" y advirtió que "esto significa [retomar] el camino equivocado del pasado".

El presidente del Parlamento iraní, citado por la agencia oficial Irna, advirtió además a Obama que la promesa de "cambio" sobre la cual basó su campaña electoral "no significa sólo un cambio de color o superficial".

"Si los estadounidenses quieren cambiar su situación en la región -dijo Larijani-, deben enviar las señales justas a los pueblos de esta parte del mundo."

Irán ha sido un punto de fricción permanente para Bush, que cree que el objetivo final del plan atómico iraní es la elaboración de armamento nuclear, a pesar de que Teherán sostiene que sólo persigue fines civiles.

Comentá la nota