Réplica de la Casa Rosada

"Es una estupidez rayana con la locura", dijo el jefe de Gabinete sobre una supuesta maniobra para infiltrar al espía en el gobierno porteño. "¿Nos quieren tomar por idiotas?".
El gobierno nacional salió a despegarse de las acusaciones lanzadas por el macrismo en relación con una supuesta maniobra para infiltrar al espía Ciro James. Y fue, como siempre, el jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, quien salió a replicar la acusación porteña. "Es una estupidez rayana con la locura", dijo el funcionario de la Casa Rosada.

"Macri tendría que dar las explicaciones de por qué suceden estas cosas. La verdad que uno tenga que soportar una expresión de esta característica es casi un insulto o busca tratar de meter a la Policía Federal en un tema que lo tienen que resolver ellos (por el Ejecutivo porteño)", afirmó Fernández.

Por otra parte, el jefe de Gabinete remarcó que "la Policía Federal no tiene absolutamente nada que ver" con la presencia de Ciro James en el gobierno porteño y sostuvo que "este señor se retiró (de la Policía Federal) para ir a trabajar a la fuerza (metropolitana) y nunca tuvo instrucciones precisas" para realizar supuestas tareas de espionaje. "Nunca ha habido una cosa de esas características, de un nivel de cosa burda inexplicable, y ahora, como no saben cómo salir de semejante situación, lo mejor es abrazar a todo el mundo con el barro a ver si lo podemos meter en la bolsa", agregó.

El martes pasado, el ministro de Justicia y Seguridad de la ciudad, Guillermo Montenegro, había sugerido que Ciro James podría haber sido "plantado" por la Policía Federal para perjudicar la puesta en marcha de la nueva fuerza metropolitana.

"¿Nos quieren tomar por idiotas? ¿Por qué no le prestan atención a lo que les sucedió y lo resuelven de la forma en que lo tengan que resolver?", pregunto Fernández.

Además, insistió en reclamar a las autoridades porteñas que "no pongan a la Policía Federal en el medio porque este señor (por Ciro James) nunca tuvo instrucciones de participar de ninguna manera y estaba trabajando en el Ministerio de Educación, con lo cual esto tendría que explicarlo Narodowski, Montenegro y fundamentalmente Macri".

Comentá la nota