Renault: un acuerdo parece lejano

En los 13 días que lleva el conflicto se dejaron de fabricar unos tres mil autos.
Aunque legalmente las partes quedaron obligadas a sentarse en torno de una mesa para negociar, la apertura formal del período de conciliación obligatoria en el conflicto que involucra a la planta de Santa Isabel no alcanzaría para destrabar la tensa situación, ya que Renault no estaría dispuesta a "hablar de salarios" hasta junio.

La firme postura empresaria será evaluada a primera hora de hoy, cuando los operarios concurran a la fábrica, tras el parate técnico realizado por la terminal desde el viernes para el balanceo de sus líneas de producción. A las 9 está prevista una asamblea en el portón de ingreso del establecimiento.

Fuentes con acceso al conflicto aseguraron a este diario que la automotriz no se moverá un solo paso del acuerdo celebrado en febrero con el Sindicato de Mecánicos (Smata). Ese convenio preveía mantener abierta la fuente laboral y evitar despidos hasta el 30 de junio, a cambio de no volver a discutir salarios.

En la empresa reconocen que los 13 días de conflicto (cumplidos ayer) le ocasionaron un importante perjuicio productivo: se dejaron de montar unas tres mil unidades. A partir de la crisis internacional, la producción de Renault cayó de 430 vehículos por día a 300, lo que motivó la desvinculación de personal contratado.

Sin embargo, el criterio de que no se puede hablar de salarios fue puesto en tela de juicio por autoridades de la Secretaría de Trabajo. "La negociación salarial va por otro carril que nada tiene que ver con el acuerdo firmado", indicó el titular de la cartera, Omar Sereno. Al funcionario, en cambio, sí le llamó la atención la escalada de tensión que ya muestra el diferendo.

Cive. En tanto, momentos de tensión se vivían al cierre de esta edición frente a la fábrica de parabrisas Cive –en Vélez Sársfield 4337– por la orden judicial de desalojar las instalaciones de la firma quebrada, ocupadas por sus trabajadores.

Los operarios reclaman la conformación de una cooperativa que dé continuidad comercial a la empresa, lo cual fue desechado por la justicia, que después de un fallido intento por recuperarla, la consideró inviable. Pese a la advertencia del inminente desalojo, los obreros decidieron mantenerse en el interior del predio, mientras que familiares cortaron una mano de la avenida.

En síntesis

Delegados. Hernán Puddu, delegado de base de Iveco, aseguró ayer que si bien es cierto que la semana pasada pudo entrar a la planta "hoy estoy nuevamente suspendido ilegalmente y no se me permite el ingreso". El dirigente salió así al cruce del titular de la fábrica de camiones, Natale Rigano.

Epec. El lunes vuelven a reunirse las partes. Evaluarán si acuerdan un ajuste salarial para el primer semestre o para el año completo.

Judiciales. Asamblea general a las 14. Rechazarán la última propuesta del Tribunal Superior. El jueves podría haber movilización.

Comentá la nota