Remedios: detuvieron a un segundo empresario

La denominada "mafia de los medicamentos" tiene desde ayer un nuevo detenido. Se trata de un hombre de 56 años cuya identidad no trascendió pero que estaría vinculado a una droguería cordobesa desde la que salió un remedio adulterado aplicado a un paciente de la obra social bancaria en esa provincia.
"Este señor, muy hábil, se manejaba con recibos de droguerías que ya no existían", dijo el juez federal Norberto Oyarbide al confirmar el arresto. El procedimiento se realizó en una vivienda de la localidad de Paso del Rey, al oeste del Gran Buenos Aires. Allí se secuestraron sellos médicos y medicamentos adulterados, entre ellos insulina, según dijeron fuentes policiales.

Por orden de Oyarbide, la Policía Federal también hizo un procedimiento en las oficinas en una empresa del grupo Bapro (Bapro Mandatos y Negocios) en búsqueda de documentación sobre el fideicomiso firmado entre esa compañía y la obra social del gremio de los trabajadores bancarios.

Ese fideicomiso sería el que permitió a la obra social firmar un convenio con la droguería San Javier para que éste le proveyera los remedios que se distribuían entre sus afiliados. El magistrado encontró pruebas de que muchos de esos medicamentos estaban vencidos o fueron adulterados.

La investigación del fideicomiso había sido reclamada el año pasado por la por entonces ministra de Salud Graciela Ocaña, quien apuntó a Néstor Lorenzo, titular de San Javier y "el Yabrán de los medicamentos", según la ex funcionaria, y a Néstor Vázquez, ex funcionario del área.

Comentá la nota