Relevamiento de Acción Social en Macachín

La secretaria municipal de Acción Social, Liliana Antinori, reveló a LA ARENA la situación de los adolescentes de Macachín. Los datos, preocupantes, surgen de un muestreo que ese área hizo para implementar políticas en el marco del programa de contención de niños y adolescentes en situación de vulnerabilidad psico-social.
Antinori se refirió a datos de un relevamiento realizado durante los dos últimos años a 500 adolescentes entre 12 y 18 años. "Nuestros chicos son activos y con ganas de hacer cosas, se vuelcan a las actividades recreativas y deportivas en un 70 por ciento, intelectuales y artísticas en un 14 por ciento, vida de la naturaleza 6 por ciento, e indecisos 10 por ciento. Entre ellos se registró un 11,06 por ciento de repitencia y un 6,68 por ciento de abandono de la escolaridad", señaló.

"Los adolescentes están pasando por una etapa de gran crisis que involucra toda la personalidad. La vida los lleva a una constante transformación y les impone cambios que muchas veces no desean. Buscan su propio camino e identidad personal, aparece fuertemente la necesidad de modelos con quienes identificarse, imágenes que lo contengan, pertenecer a grupos y sentirse socialmente valorados", agregó la funcionaria.

Límites.

La funcionaria admitió una disfunción familiar para resolver esta problemática: "La mayoría de las familias encuestadas manifestaron tener conflictos con la puesta de límites. Por eso recurren a instituciones educativas, profesionales y organismos, para que ocupen el rol familiar, le hablen al hijo, o le indiquen qué tiene que hacer, cómo estudiar, rendir materias, trabajar o ayudar en la casa".

Del procesamiento de su muestreo, la responsable del área social dedujo que los jóvenes de Macachín necesitan estimulación, dado su elevado nivel de actividad, energía y dinamismo. "Creo que tienen dificultad para controlar los impulsos y que tienden a demostrar que son pensadores independientes y que pueden resolver sus propios problemas. Rechazan los planes a largo plazo, prefiriendo responder rápidamente a cada situación sin previo análisis", explicó.

Políticas.

Antinori considera fundamental la presencia estatal en todo este proceso. "Desde esta Secretaría, a través de los diferentes programas que contemplan esta población, creemos que es nuestra obligación acompañarlos y ayudarlos a construir su proyecto de vida, objetivo que está inserto en el proceso de maduración afectiva e intelectual".

Luego, agregó: "Desde el Estado pretendemos evitar situaciones de riesgo como violencia, droga, embarazo, crisis de ansiedad, angustia, trastornos en la alimentación. Apuntamos especialmente a la población en riesgo, los desertores escolares, o personas con un alto grado de vulnerabilidad, tratando de insertarlos con la población que está contenida, ya sea por la familia o por las Instituciones".

Puntualmente, Antinori mencionó como acciones concretas el Inaun, el último de los programas con que cuentan en la Secretaría. "Desde comienzos de 2009 también estamos trabajando con 'Juegos de mente y espacio de reflexión', a cargo de la profesora Iris Alvarez; 'Cartelería', que dicta Franco Aybar cuya actividad es pintar frentes de comercios. Otras actividades son la confección de bolsas ecológicas de tela y remeras, denominado 'Textil e indumentaria' que conduce la profesora Bety Ramos; 'Serigrafía' en el que se estampan bolsas de papel y tela; y 'Vitrofusión' abordado por la profesora Vanesa Fermanelli".

Otro espacio ocupacional son las actividades deportivas. "Hemos organizado torneos de varios deportes y juegos pre-deportivos mixtos. Por supuesto agregamos charlas y debates sobre temas como adicciones, educación sexual, cultos y religiones", concluyó.

Comentá la nota