Las regalías sojeras no serán una solución.

Las regalías sojeras no serán una solución.
Los ingresos que logren los intendentes catamarqueños por la coparticipación de las retenciones a la soja no serán una solución para sus problemas financieros. Así se desprende de un análisis sobre el estimado del dinero que Catamarca recibirá a través del Fondo Federal Solidario, lanzado por la presidenta Cristina Kirchner días atrás.
De acuerdo al anuncio de la Nación, se repartirá un 30% de lo que se recaude por los impuestos a la exportación de la soja entre las provincias, y de ese monto, el 30% irá para los distritos comunales.

Según un cálculo aproximado, por año se repartirán unos 6.500 millones de pesos, de los cuales unos 168 le corresponderán a Catamarca, a razón de catorce millones por mes.

Esto implica que entre las 36 comunas se la provincia se repartirán unos 4,2 millones de pesos en forma mensual, según el índice de coparticipación que se aplica para los tributos nacionales y provinciales.

En el Gobierno mencionaron que cada municipio catamarqueño logrará por este reparto un 10% extra de lo que normalmente recibe por coparticipación, y que ese dinero no podrá gastarlo en sueldos o bienes: sólo está habilitado par invertirlo en obras de infraestructura.

Por caso, una comuna chica como Pomán, que recauda unos 500.000 pesos por mes, logrará unos 50.000 pesos por la soja. "Son montos bajos; a lo sumo podrán pagar trabajos viales, pero no obras de mayor envergadura, como sería una escuela", dijeron desde el Gobierno.

168

Son los millones que le corresponderían a Catamarca, anualmente, por las retenciones a la soja. Es la cifra que surge del índice de coparticipación de impuestos que se aplica para la provincia.

4,2

Son los millones que se distribuirán, mensualmente, a las 36 comunas de la provincia. La cifra surge de aplicar el 30% previsto en el Fondo Federal Solidario, a lo que recaude Catamarca.

Comentá la nota