Sin refugios no es grato esperar el colectivo en los barrios de Varela.

Sin refugios no es grato esperar el colectivo en los barrios de Varela.
El servicio que los transportes públicos de pasajeros brindan a los usuarios varelenses, deja mucho que desear. Para que esto no suceda y se corrija existen controles y reclamos que nuestros representantes deben hacer en función de defender el interés de los vecinos. Sin embargo estos mecanismos, extrañamente, no se ponen en movimiento. Ante esto, las empresas hacen lo que quieren.
Asi como el último jueves los concejales oficialistas aprobaron un “boletazo” sin emitir una sola palabra de agumentacion positiva, tampoco se han expresado a lo largo de 2008, y años anteriores, por como viaja la comunidad varelense en las lineas habilitadas.

El 13 de Marzo del año pasado (2008) el Dr. Dardo Ottonello nos envió una carta de lectores en la que proponía que las empresas de colectivo construyeran refugios para sus "clientes", o mejor dicho los pasajeros. El destacado abogado argumentaba:

"Si nuestra Constitución Nacional, a partir de la reforma del año 1994, ha consagrado de modo expreso los Derechos del Usuario de los Servicios Públicos ¿por qué motivo las empresas de micros no los respetan? Seguramente responderán que la instalación de refugios en cada parada es -porque de hecho históricamente lo ha sido- responsabilidad del Estado (además de las innumerables contribuciones de los propios vecinos y entidades comunitarias); y los Municipios dirán que no tienen presupuesto suficiente para construirlos, lo cual es cierto". Más adelante agregaba: "Es por eso que considero procedente que, hasta tanto se dicte una ley de alcance nacional o provincial, cada Municipalidad sancione una Ordenanza que, a partir de la concepción de las "paradas" como parte esencial e integrante de los servicios que deben prestar las empresas concesionarias del transporte automotor, le imponga a cada compañía de micros que opere en el distrito la obligación de construir una determinada cantidad de refugios"

Los argumentos de Ottonello son tan ciertos como la indiferencia a la iniciativa de quienes deben legislar y crear esa ordenanza.

Por Florencio Varela transitan 6 líneas de colectivos y desde el sábado una nueva, como la 354 que unirá el Cruce con Puente Alsina. Del total de las autorizadas, dos son comunales. A las demás se suman varias decenas de micros truchos, los que dicho sea de paso son incontrolables.

Un censo de cada parada con ausencia de refugio determinaría qué cantidad de garitas son necesarias en Varela. La suma arrojaría una cifra de dinero que demandarían los materiales para construir los refugios en cada barrio. Ese monto debería, ordenanza de por medio, ser abonado por las empresas de transporte, en partes iguales. El municipio podría colaborar con la mano de obra y hay mucha en Varela que no contrapresta por los planes sociales que recibe. Pero claro, ¿cómo obligar a las empresas legales a construir refugios que serían utilizados por pasajeros que viajen en micros ilegales?.

La gran contradicción tiene valor agregado a nivel nacional. La Agencia Nacional de Seguridad coloca GPS en los micros de larga distancia para rastrearlos y controlar sus velocidades. A los truchos nadie los toca. Y todo sigue igual. Si el gobierno nacional no se mete con ese sistema ilegal de transporte, qué le podemos pedir a los concejales de Varela. Pero los truchos existen porque la gente los toma. En la zona sur del partido se hacen fuertes cuando las líneas habilitadas dejan de a pie a los pasajeros. Y esto, tambien hay que decirlo. Por lo demás, las garitas dan lastima, donde existen.

CARTA DE UN LECTOR

Hola Varela al Día: Soy un vecino de Villa Vatteone que vive en la calle Belgrano entre Quintana y Vicente López, mi pedido es hacia la municipalidad para pedirle si pudieran poner una garita para los pasajeros de micros en esa esquina, tengamos en cuenta que allí paran las siguientes líneas:148,178, 266,324,500; sumemos a los truchos, el que va al penal. Mucha es la gente que lo toma allí (se mojan si llueven, el piso es de tierra y se "comen" todo el sol en verano), recordemos que hay dos colegios a media cuadra, en donde funcionan un primario, un polimodal y un bachiller para adultos a la noche. Por ultimo le pediría a transito que no deje estacionar en doble mano en esa cuadra ya que en hora pico se complica mucho.

Jose Luis Galeano

Comentá la nota