Refuerzan medidas para garantizar abastecimiento

A raíz de la grave crisis hídrica que afecta a amplios sectores de la provincia y se agudizó en Chamical, la Unidad Operativa del Servicio Público de Agua, resolvió implementar en esa localidad, un sistema de distribución planificada del agua disponible. Exigen la colaboración de las personas.

Este plan prevé, entre otras medidas, sectorizar la ciudad en zonas a las que se proveerá el vital líquido en determinados horarios, garantizando la provisión de mil litros de agua por domicilio.

La ciudad de Chamical atraviesa, con particular gravedad, la crisis hídrica general que afecta no sólo a amplios sectores de la provincia, sino también del país, como las provincias de Córdoba y Santa Fe, entre otras. Estas dificultades están provocadas por la falta de lluvias, la disminución del aporte de las distintas fuentes de captación de agua de superficie –como las provenientes de la toma de Las Sierras de Los Llanos-, la carencia de la disposición de agua de subsuelo y el rápido descenso del nivel del dique de La Aguadita.

En este sentido, se concretó en la tarde de este viernes una importante reunión en la Municipalidad del departamento Chamical, donde se anunciaron las medidas y acciones a seguir para comenzar a paliar la situación y resguardar la distribución del vital elemento a esta comunidad llanista.

El encuentro se realizó el despacho del jefe comunal, Elías Hemmes y participaron el secretario del Agua, Germán Gracia; el interventor de la Unidad Operativa del servicio de Agua Potable, Juan Luna Corzo; el integrante de la UO, Adolfo Scaglioni; los concejales departamentales Juan Bocci, Elba López de Arroyo y Ariel Amaya; el concejal electo, Rubén Díaz y el diputado provincial electo, Javier Carbel.

También formaron parte del encuentro el viceintendente, José Romero; los secretarios de Hacienda, Carlos Cobresí; de Desarrollo Social; Daniel Alcázar; de Turismo y Producción, Miguel Bolaño; de Servicios Públicos, Jorge Brizuela y de Gobierno, Carlos Omar Menem.

Luego del encuentro, el secretario del Agua, Germán Gracia, sostuvo que "fundamentalmente la conclusión que se puede sacar es que se tomaron acciones muy positivas" y agregó que "cuando en el marco de una crisis, los distintos actores se reúnen para dar solución, ya es positiva, y eso es lo que hicimos ahora. Dialogar para coordinar acciones y paliar esta situación de crisis, que se da en todo el país".

El secretario aseguró que "se ha planteado un plan de trabajo y sectorización para optimizar la distribución de agua, en el marco del Código de Agua, para regular el servicio". El plan de acción es de carácter estratégico. Será ejecutado por la Unidad Interventora del Servicio Público de Agua.

Con esta distribución se busca que cada sector, en el tiempo que le corresponde, tenga presión suficiente para cargar cada depósito domiciliario.

El funcionario indicó que "el planteo es que si le entregamos agua de forma permanente todos tienen agua, pero no con presión suficiente para llenar los tanques; entonces, en resumidas cuentas, no les estamos resolviendo el problema".

"Por el contrario, si sectorizamos, tendremos presión suficiente y cada hogar, en el horario que le toque, tendrá tiempo suficiente para llenar sus tanques", dijo. Con esta medida se busca que cada familia tome conciencia del cuidado y la racionalización del recurso.

En relación a los controles, Gracia indicó que "serán de carácter riguroso", estarán a cargo de la Municipalidad y la Policía del Agua en forma coordinada.

A su turno, Juan Luna Corzo reflexionó que "la situación es difícil en todo el país. Con este plan seguimos experiencias que se han aplicado en otros años y que ya dieron resultados aceptables, sin perjuicio de que vamos a monitorear de forma constante el desarrollo y la evolución, para hacer los ajustes necesarios cuando corresponda".

El titular de la Intervención al servicio manifestó que "hay una cuestión particular que hay que remarcar: ningún plan de contingencia que formule cualquier organismo del Estado municipal, provincial o nacional será exitoso si no existe la colaboración de las personas".

"Esto significa que en los horarios en los que haya presión en el sector que le corresponda, la gente no tiene que utilizar o aprovechar el momento para regar el jardín, limpiar las veredas o usos que nos son indispensables, porque si no estaremos dando por un lado y quitando por el otro".

Luna Corzo resaltó que "tomamos las medidas para que el agua dure no solamente esta semana, sino todo el tiempo que sea necesario, por lo que la gente debe tomar conciencia de lo difícil que es la situación y contribuir a la solución de sus propios problemas haciendo un uso racional de elemento".

"En este momento estamos llevando adelante un plan para que la red tenga 135 metros cúbicos/hora, este número, llevado a una base de 13 mil habitantes, implica 250 litros por habitante y por día", señaló.

Añadió que "esta es una medida que es apropiada. No estamos dejando a la gente con menos agua de la que necesita para vivir, técnicamente, las cifras mencionadas, deben alcanzar, por día, para lo que un ser humano necesita para vivir".

"La idea es regular el sistema para que el agua que no es del dique, es decir el agua de las perforaciones que ya están en funcionamiento, sea distribuida correctamente. En concreto se busca obras para la captación y manejo inteligente del agua", sostuvo.

Comentá la nota