Reforzaron subsidios a municipios para aplicar plan contra la gripe A

General Pueyrredon recibirá 620.835 pesos. La Provincia oficializó la entrega de 600 pesos para trabajadores de hospitales y centros de salud que atendieron a pacientes con influenza.

El Gobierno bonaerense amplió la partida de subsidios para aplicar el Plan de Contingencia de Influenza A/H1N1 en siete comunas bonaerenses, entre las que se encuentra General Pueyrredon, que recibirá 620.835 pesos.

Según se publicó en el Boletín Oficial de ayer, el gobernador Scioli decretó ampliar la partida de subsidios "con destino a solventar los gastos que demandará el Plan de Contingencia de Influenza A/H1N1" con la entrega de un monto de 4.905.311 millones de pesos repartidos en siete distritos bonaerenses.

En la publicación se consignó además que desde el 21 de julio a esta parte "se han asignado subsidios con el mismo destino, a favor de diversos municipios de la provincia, por la suma total de 10.770.092 millones de pesos".

Además de General Pueyrredon, recibirán partidas los distritos de La Plata, La Matanza, Lomas de Zamora, Almirante Brown, Quilmes y Merlo.

Plus de 600 pesos

En el Boletín de ayer también se oficializó la entrega "por única vez" de la suma de 600 pesos para "el personal que se desempeña en establecimientos hospitalarios y centros de salud bajo jurisdicción del Ministerio de Salud" que se encuentra directamente afectado a la atención de la pandemia de gripe A.

Se trata de "una bonificación extraordinaria no remunerativa" que, según informó el Gobierno provincial, "será abonada en agosto de 2009". La bonificación funciona como un "mecanismo de compensación" debido a la situación sanitaria especial que generó la pandemia de gripe porcina.

Cabe recordar que semanas atrás, luego de que el Gobierno bonaerense anunciara el pago del plus, la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE) de la Provincia había rechazado la medida por considerarla "discriminatoria e injusta" ya que afecta sólo a los trabajadores de hospitales y salas sanitarias y deja afuera a los empleados de otras dependencias de la cartera de Salud.

ATE había argumentado además que "el presupuesto recibido desde el Gobierno nacional debe ser destinado fundamentalmente para el nombramiento de personal y la desprecarización del sector".

Comentá la nota