Por la reforma política peligra el acuerdo PJ-PB

El partido de la estrella amaga con votar en contra si no se modifica el piso para las candidaturas.
Por primera vez el Partido Bloquista podría llegar a votar en contra de una propuesta del oficialismo en la Cámara de Diputados de la Nación, a través de su representante, Graciela Caselles. Esto, si no prospera una modificación del piso mínimo del 3 por ciento de los votos válidos emitidos en San Juan, que la reforma política K les exige a los partidos políticos para poder presentar candidatos a cargos nacionales, en este caso, diputados y senadores. Los bloquistas dicen que con ese escenario, podrían quedar fuera de competencia partidos locales como el suyo. De ser así, se profundizaría el alejamiento que el partido de la estrella viene insinuando del acuerdo político que bloquistas y justicialistas han venido manteniendo desde 2007.

Para plantear esta postura, la cúpula bloquista, encabezada por el presidente de la fuerza, Edgardo Sancassani, y el titular de la Convención y actual embajador en Rusia, Leopoldo Alfredo Bravo, mantendrán un encuentro en la mañana de hoy en el Congreso con el diputado nacional del Frente para la Victoria, Jorge Landau, que es uno de los impulsores de la reforma política que propone la presidenta Cristina Fernández.

"Disentimos con el piso del padrón para elegir los candidatos nacionales, porque si aceptamos el proyecto del Ejecutivo quedamos todos los partidos provinciales fuera de las posibilidades de elegir diputados nacionales y senadores", dijo Bravo.

El planteo es que el artículo 34 de la propuesta oficial señala que para presentar candidatos a cargos nacionales, en el caso del bloquismo a diputados y senadores nacionales, en las llamadas primarias se deben obtener al menos el 3 por ciento "de los votos válidamente emitidos en el distrito de que se trate", dice el proyecto.

En la práctica, si en San Juan votan en una general unos 400.000 electores, un partido debería obtener al menos 12.000 votos en las primarias para estar en condiciones de presentar un candidato a cargos nacionales.

Lo que van a proponer los bloquistas, que incluso ya han venido manteniendo contactos con otros partidos provinciales, como el Movimiento Popular Neuquino, es bajar el piso al 1 por ciento para no dejar a ninguna fuerza sin poder presentar candidatos.

"Si no se baja ese porcentaje vamos a tener que votar en contra. Lo vamos a analizar pero no podemos ponernos la soga al cuello", dijo Bravo y adelantó que de persistir la situación el partido instruirá a su representante, la diputada Caselles, para que vote en contra.

Consultada la legisladora dijo que "nunca voy a ir en contra de mi partido", y dio a conocer su anhelo de que el punto en cuestión sea cambiado.

Fuentes del bloque oficialista nacional adelantaron ayer que la intención es hacer los cambios necesarios para llegar con los votos, esquema en que la adhesión de los partidos provinciales, como el bloquista, es fundamental.

Comentá la nota