Reelección. Discurso local, corte de boleta y pesca de votos, las apuestas de los intendentes de Cambiemos

Reelección. Discurso local, corte de boleta y pesca de votos, las apuestas de los intendentes de Cambiemos

Los jefes comunales afinaron estrategias para revertir el escenario post-PASO

Los intendentes de Cambiemos que, de la mano de la "ola amarilla", conquistaron municipios claves del conurbano en 2015 buscan retenerlos, ahora, en un contexto adverso. En Pilar, Morón, Quilmes, Tres de Febrero, Lanús y La Plata apuestan a dar vuelta el mal paso de las primarias a fuerza de campaña local, corte de boleta y pesca de votos entre los no sufragaron en agosto o se alejaron del macrismo.

En Pilar, el intendente Nicolás Ducoté busca descontar más de 28.000 votos de ventaja que en las PASO le sacó Federico de Achával (Frente de Todos). "Apostamos a inauguraciones y a nuestro equipo en la calle, explicando lo que hicimos. Asumimos con una mortalidad infantil de 12 por mil y la bajamos a 8 por mil. Se valora la gestión, después de 12 años del [exintendente Humberto] Zúccaro y De Achával", contó a LA NACION una fuente de la campaña de Ducoté.

Sobre el corte de boleta, subrayó que "muchos espacios se han acercado y hay una Mesa Peronista Nicolás Ducoté 2019", y que "no se fomenta el corte, pero no se desalienta a sectores que nos quieren votar localmente".

En la vereda de enfrente, De Achával nunca pausó la campaña. "Seguimos recorriendo los barrios, acompañando la difícil situación que se vive, pero transmitiéndole a cada pilarense que con el Frente de Todos vamos a salir adelante", afirmó a LA NACION.

Pilar se sacudió porque la jueza María Servini le prohibió a Ducoté "disponer de fondos" municipales para subsidios, ante una denuncia del Frente de Todos por posible uso clientelar. "Son denuncias a las que estamos acostumbrados. De Achával no tiene propuestas, siempre ha judicializado", señalaron cerca del intendente. "Un audio de Ducoté y su jefe de Gabinete que se filtró demuestra que estos subsidios eran para repartirse en zonas en las que les fue mal en las PASO", contestaron en el comando kirchnerista.

Para el intendente Ramiro Tagliaferro, de Morón, la búsqueda de la recuperación tras unas PASO en las que obtuvo el 38,3% de los votos también tiene como centro lo municipal. "Se está poniendo énfasis en hacer una campaña bien local. Perdimos las PASO, pero tenemos buena valoración en las encuestas de gestión", explicó una fuente cercana al intendente. En las primarias, quedó a más de 13.500 votos del sabbatellista Lucas Ghi, del Frente de Todos, que fue el candidato más votado.

Ads by 

"Buscamos recuperar el voto que históricamente ha sido nuestro, que en las PASO nos dio la espalda", afirmaron en el entorno del intendente. Calculan que recuperando siete puntos retendrán Morón. "Ghi está haciendo la de manual: quedarse quieto y esperar que la boleta de Alberto Fernández lo lleve", indicaron.

"Advertimos mayor receptividad en barrios de clase media", dijo Ghi a LA NACION, consultado por su campaña. "Del otro lado hay prácticas clientelares, como entrega de colchones con el nombre del intendente", remarcó.

Martiniano Molina, intendente de Quilmes, fue el más votado en las PASO, pero el Frente de Todos lo superó en la suma de sus seis listas, interna que ganó la diputada Mayra Mendoza. "Se municipalizó la campaña. En los afiches, Martiniano aparece solo; antes aparecía siempre con María Eugenia Vidal, y con Macri en alguno", contó a LA NACION una fuente cercana al jefe comunal, que sacó unos 11.000 votos más que Mendoza.

También busca recuperar terreno Diego Valenzuela, de Tres de Febrero. "La crisis económica pegó, pero Tres de Febrero está mejor. Hay un descalce entre las dos situaciones. Por eso, estamos haciendo una conversación abierta y plural en lo local", aseguró a LA NACION.

Con la suma de cinco listas, el Frente de Todos venció a Valenzuela por más de 25.000 votos. La interna peronista la ganó Juan Debandi, a quien el intendente superó en el mano a mano por más de 22.000 votos. "El concejal Martín Jofré, que siempre estuvo con Sergio Massa pero no lo acompañó al kirchnerismo, no quiere volver a [Hugo] Curto y está llamando a cortar boleta a favor mío", agregó Valenzuela.

Una fuente cercana a Debandi dijo a LA NACION que trabajan "dos patas de campaña: la nacional y la oposición a Valenzuela, que se limpió de Macri y Vidal". Y reconoció que Debandi "creció políticamente bajo la sombra de Curto", aunque el exintendente "no participa" en el armado.

En Lanús, Néstor Grindetti también está a la pesca. Fue el más votado en las PASO, casi 39.000 votos más que Edgardo Depetri, pero quedó a casi 40.000 votos de la sumatoria de las cuatro listas kirchneristas. Fuentes cercanas al intendente aseveraron que siguen "la línea argumental que se planteó durante todo el gobierno: que fuimos elegidos para resolver problemas de Lanús y por eso nos tienen que juzgar".

"Hubo 17.000 votos impugnados, muchos por error en el corte. Hicimos un video para explicar los derechos del voto, entre ellos, el corte", contaron a LA NACION fuentes municipales. "Si caminando la periferia alguien nos dice que no tiene trabajo, le decimos que no lo vamos a convencer, pero que corte al de la punta derecha de la boleta [por el tramo de intendente]", agregaron.

Julio Garro, intendente de La Plata, también quiere remontar. "Tengo una agenda de diez horas en cada barrio, todos los días. Intensificamos la cercanía", dijo a LA NACION. Competirá contra Florencia Saintout, que ganó una interna del Frente de Todos con cinco listas. Garro tuvo más de 93.000 votos de ventaja sobre Saintout, pero todas las listas del Frente de Todos sumadas lo superaron por casi 43.000.

"La estrategia es que ese voto no sea capitalizado por la ganadora. Es un voto difícil, pero vale doble", señaló Garro. "El corte lo va a proponer el propio PJ que no comulga con Saintout", dijo. La candidata a intendenta que competirá contra Garro apuesta por la nacionalización. "Pegarnos a Axel [Kicillof] y a Alberto, y retener el voto del Frente de Todos", sintetizaron en su entorno.

Coment� la nota