Les redujeron un 20% los sueldos y se declararon en estado de asamblea permanente

Según lo confirmó la Asociación Trabajadores del Estado ATE, los trabajadores municipales de la localidad de General Belgrano se han declarado en estado de asamblea permanente con perspectivas de una medida de fuerza que será coordinada con la Asociación Trabajadores del Estado Filial Formosa –como entidad que los agrupa-, en respuesta a lo que se considera como una "arbitraria e ilegal decisión" del Ejecutivo Comunal consistente en pagar los sueldos del mes de marzo con una reducción de alrededor del 20 por ciento de sus haberes.
De acuerdo con una información dada a conocer por la filial local de ATE, los agentes comunales de dicha localidad se vieron sorprendidos al percibir sus sueldos correspondientes a marzo con una rebaja igual al 20 por ciento, ante lo cual espontáneamente decidieron la medida aludida y dado que sólo hallaron explicaciones inconsistentes cuando averiguaron los motivos de tal reducción, al preguntar a los funcionarios responsables de la Comuna, según se indicó.

Deudas pendientes

Cabe mencionar que desde el sector de agentes perjudicados por esta medida de la comuna de Belgrano, se hizo saber que los empleados aún no percibieron el aumento del 20 por ciento decidido en el transcurso del ejercicio 2008, y también se les está adeudando la Ayuda Escolar que el Gobierno Provincial actualizó recientemente en 130 pesos por cada hijo en edad escolar correspondiente al presente ciclo lectivo, por lo que informaron acerca de la adopción de medidas más duras desde el lunes próximo, adelantándose que se contaría con la presencia de dirigentes provinciales de ATE.

Por su parte, desde la filial Formosa de la Asociación se ha calificado la decisión comunal como una "medida arbitraria e ilegal, que pretende hacer pagar a los trabajadores los déficit de caja provocados por el manejo de malos funcionarios".

Gauna

Por esta situación, el secretario general de ATE, Roberto A. Gauna, sostuvo: "El Gobierno Provincial, que incansablemente pretende hacernos subir al tren de la modernidad, debería mirar atentamente los procesos políticos que involucran a cientos de trabajadores municipales del interior provincial que son víctimas de verdaderos regímenes autoritarios que pisotean sus derechos laborales con el poder que le da la ley del más fuerte y como una rara paradoja, en nombre de la democracia; y tomar medidas firmes que terminen de una buena vez con estos resabios del pensamiento único que imperó en el país la década pasada y que tanto mal le hace a la convivencia pacífica que necesita nuestro sistema democrático".

"Consideramos que es urgente la sanción de una ley provincial de garantía salarial y que equipare y asegure un ingreso mínimo a todos los trabajadores municipales del interior provincial para evitar que nuevamente sea el salario de los trabajadores la variable de ajuste de las economías comunales", afirmó por último.

Comentá la nota