Redrado pateó el tablero

Solicitó mediante una nota a la comisión bicameral que aconseje a la Presidenta la anulación del DNU que lo destituye. Cruce con el oficialismo. El economista deberá declarar hoy en el Congreso, pero su presencia está en duda
En un nuevo capítulo de la novela del Banco Central, su presidente Martín Redrado pidió a los legisladores de la comisión bicameral y y al vicepresidente Julio Cobos que requiera al Poder Ejecutivo que derogue el decreto que lo remueve de su cargo. El pedido del economista se produjo un día antes de tener que presentarse ante esa comisión, encargada de aconsejar a la presidenta Cristina Kirchner sobre su futuro en la entidad monetaria.

"Hago presente a esta comisión la necesidad de clarificar a la mayor brevedad la decisión del Poder Ejecutivo de mantener o no la vigencia del DNU nº 18/2010, toda vez que ante un acto de remoción que el Gobierno -según parece- estima vigente, la opinión de la bicameral, que la ley ha establecido que debe ser previa, no satisface, como es evidente, la finalidad para la cual se la instituyó", dice un comunicado del BCRA que lleva la firma de Redrado.

Además, el economista solicitó que la comisión bicameral que haga el pedido "como paso previo" a la declaración que debe prestar hoy a las 17.

En la misiva, Redrado sostuvo que "las palabras de la Presidenta como los términos de la nota del jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, y la prohibición de ingreso al Banco Central, denotan la firme convicción del Gobierno de que la destitución es una decisión que se mantiene".

Del mismo modo, Redrado dijo que "si el trámite tiene lugar luego de la decisión de remoción, se convierte en una parodia: es como dar a una persona injustamente acusada la ocasión de ensayar su defensa cuando la sentencia ya ha sido dictada".

Durante la jornada de hoy, el economista tendrá que hacer su descargo respecto de la situación en la entidad bancaria a partir de su rechazo al uso de reservas para pagar deuda pública. Durante la tarde-noche de ayer, muchos conjeturaron con la asistencia o no de Redrado al Congreso.

Por su parte, el presidente de la comisión de Finanzas de Diputados, Alfonso Prat Gay, aseguró que si Redrado no va a declarar hoy ante la bicameral que analiza su remoción del Banco Central "sólo a él lo puede dañar".

"Nadie le iba a hacer mal a Redrado. El único damnificado por no venir a compartir su posición es Redrado", repitió.

Respuesta del oficialismo

El jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, respondió y sostuvo que Redrado "no tiene comportamiento de caballero", y que la situación que se está viviendo "es un capricho suyo".

Por su parte, el jefe del bloque kirchnerista en Diputados, Agustín Rossi, aseguró "si Martín Redrado no se presenta mañana (por hoy) ante la comisión, tendríamos que estar terminando con el trámite de aconsejar a la presidenta Cristina Kirchner sobre este tema".

Rossi aseguró que Redrado "está incumpliendo con la Carta Orgánica del Banco Central", y afirmó que "no puede poner ninguna condición, no se puede excusar en ningún hecho, tiene que venir al Congreso a dar explicaciones".

Además, el titular del bloque de senadores del Frente para la Victoria, Miguel Angel Pichetto, aseguró que Redrado "está empeñado en prolongar este conflicto".

Tres en la bicameral

El ministro de Economía, Amado Boudou, fue el primer funcionario en reunirse con la comisión que integran los diputados Gustavo Marconato (FpV), Alfonso Prat Gay (CC) y el vicepresidente Julio Cobos. Luego expuso el presidente interino del BCRA, Miguel Angel Pesce, que luego de una hora se retiró por tener compromisos previos. Más tarde el procurador del Tesoro, Osvaldo Guglielmino.

Al concluir la reunión, Boudou no brindó detalles sobre su exposición basándose en el carácter reservado y secreto del encuentro. Sin embargo, el ministro de Economía consideró la denuncia de Redrado sobre "la compra de dólares" por parte de "amigos del poder" como "un mensaje mafioso y una amenaza".

Prat Gay le dijo a los medios que "la Presidenta perdió dos semanas intentando echar a Redrado", y concluyó tajante: "Si el Gobierno está apurado, que revisen ellos esos pasos porque se perdió tiempo por la imprudencia de la Presidenta".

Cristina sigue a fuego abierto

Desde el Parque Municipal de Villa Albertina, en el partido de Lomas de Zamora, la Presidenta acusó: "Quieren que el canje (de la deuda) fracase para volver a endeudarnos con tasa de dos dígitos".

"Algunos quieren que la Argentina siga endeudada", aseguró la jefa de Estado, y agregó: "Quieren que nos endeudemos para tenernos acogotados con un collar y poder imponernos una política de hambre".

La Presidenta también defendió las renegociaciones de deuda emprendidas por su Gobierno y por el anterior de su esposo, Néstor Kirchner. "Siempre se sentaron ellos a negociar y cada vez que se sentaban perdíamos, cuando nos sentamos nosotros en 2005 fue la primera vez que

la Argentina ganó en una negociación con la deuda externa", afirmó.

La mandataria también acusó a la oposición de obstruir su gestión de Gobierno.

"Los que no supieron gobernar tampoco saben hacer oposición y ponen palos en la rueda", dijo.

Marcha atrás por los dólares

Luego de la denuncia penal del Gobierno, el abogado de Martín Redrado negó que el economista haya dicho que tenía "las listas específicas de los amigos del poder que compraron dólares", y advirtió que la administración de Cristina Kirchner podría "caer en una falsa denuncia".

Ezequiel Cassagne sostuvo que su defendido no dijo esas palabras, y aseguró que se trató de "un trascendido de la prensa" del que se desconoce su origen. "No fue una declaración de él (de Redrado)", advirtió.

"Ayer (por el lunes) estuvimos trabajando en la presentación que hará frente a la bicameral. Sí hemos notado que a partir de la supuesta declaración la Presidenta dio instrucciones para denunciar a Redrado. Hay que ver porque pueden caer en falsa denuncia. Van a tener que buscar la fuente y no hay registro de que haya dicho eso", dijo Cassagne.

El letrado también manifestó que "todo el Banco Central, todos sus directores, tiene información de quién compra dólares".

El lunes la Presidenta pidió una investigación por los supuestos dichos del removido titular de la entidad monetaria. Con el argumento de que Martín Redrado mostró una "evidente intención intimidatoria", Cristina Kirchner pidió al jefe de los fiscales que inicie una denuncia en su contra.

La cronista de Clarín (medio que publicó ese trascendido), en su nota, afirma que se comunicó con Redrado el pasado domingo a las 22.45, luego que la Policía le frustrara el ingreso a su despacho en el BCRA. Allí, el economista le dijo: "Si hasta hoy me defendí, ahora paso al ataque. Tengo las listas específicas de los amigos del poder que compraron dólares".

Comentá la nota