El recurso calamar promueve la incorporación de nuevos buques poteros para el caladero nacional

Puerto Deseado, (C) Mediante la Resolución 31 el Consejo Federal Pesquero (CFP) autorizó la presentación de proyectos para la explotación de la especie calamar (Illex argentinus) mediante buques poteros inscriptos en la matrícula nacional.
El CFP destaca que en 2006 se consideró que "una explotación sustentable de la pesquería de calamar resultaba compatible con un número de buques poteros inferior al promedio de los 104 buques poteros que operaron entre 1996 y 2005", indica la normativa.

En este momento, el número de poteros descendió a 86, de los cuales dos se encuentran inactivos y su justificación fue rechazada por este Consejo y cuatro permisos vencen en la temporada 2010.

Desde 2000, la meta prioritaria de la política del CFP respecto al calamar es el "aprovechamiento integral del recurso y la nacionalización de las capturas", continúa la Resolución.

Por ello, el CFP "pretende valorizar aún más la importante contribución a la preservación de las fuentes de trabajo en tierra y a la mayor participación de mano de obra nacional en todos los aspectos de la producción de esa especie". Asimismo, se busca establecer un "mínimo al porcentaje de reprocesamiento en tierra de la captura", que fue fijado en el 20% del total de las capturas.

Con el fin de asegurar una "mayor presencia de los buques de bandera nacional en el área en la que también operan embarcaciones de bandera extranjera", la medida promueve "la captura de la especie por parte de la flota que opera dentro de la Zona Económica Exclusiva (ZEE) y en el Área Adyacente con permisos de pesca emitidos por la República Argentina".

En la Resolución se aclara que por proyecto y por empresa o grupo empresario se podrán presentar un máximo de dos embarcaciones, y la antigüedad de las unidades no podrá superar los 35 años.

El proyecto deberá contener un compromiso de reprocesamiento en tierra no inferior al 20% del total de las capturas. La presentación del plan estará sujeta al previo pago de un arancel de ARS 50.000 (USD 13.100) por cada embarcación propuesta.

El 2009 fue un año crítico para la pesquería del calamar

Si bien en la actualidad aún es una incógnita lo que sucederá con el recurso calamar cuando se inicie la temporada en el litoral marítimo argentino, es necesario recordar que la temporada 2009 fue la peor desde que se inició la explotación masiva de ese recurso en el caladero nacional con un total 68.861,5 toneladas desembarcadas que contrastan con las 255.530 toneladas que se desembarcaron durante el 2008. La ausencia del Stock Sudpatagónico el más importante de la pesquería se hizo notar principalmente en Puerto Deseado donde este año que termina se desembarcaron apenas 3.445 toneladas contra las 75.487 que se desembarcaron en el 2008.

En tanto en el muelle de Puerto Madryn las descargas disminuyeron de manera significativa ya que de 46.600 toneladas de calamar que desembarcó la flota potera en el 2008 este año bajaron a 14.607. Algo similar sucedió en Comodoro donde los desembarques de calamar en este año alcanzaron 1.228 toneladas contra las 4.324 toneladas registradas en 2008.

Comentá la nota