Böhm se recupera del infarto y dejaría el Gobierno

Böhm se recupera del infarto y dejaría el Gobierno
Le hicieron una angioplastia y su familia quiere que renuncie. Debe adelgazar y no fumar. Detonantes.
No son días fáciles para el secretario de Turismo, Luis Böhm. Ayer sufrió un infarto y fue internado en el Hospital Italiano, en donde se le practicó una angioplastia. Su salud se encuentra estable y permanecerá en observación varios días.

Según el parte médico que difundieron el hospital y el Gobierno, Böhm fue internado por presentar un fuerte dolor en el pecho: "Los médicos intervinientes diagnosticaron que estaba iniciando un infarto coronario y decidieron realizar una angioplastia coronaria a fin de detener este proceso. Esta intervención resultó exitosa y el paciente quedó internado para observar su evolución en las próximas 72 horas. Se estima que la recuperación será favorable y sin secuelas".

El infarto se produjo horas después de que estallara un escándalo de dimensiones nacionales porque el stand de Mendoza en la Feria Internacional de Turismo (FIT), que se realiza en Buenos Aires, no estuvo listo el día de la inauguración (el sábado de la semana pasada) y el lunes, cuando finalmente nuestra provincia pudo mostrarse desde la FIT, se contrató a dos mediáticas vedettes -Belén Francese y Adabel Guerrero- para hacer promociones.

El Gobierno culpó a la empresa contratista que tenía que realizar el diseño y el montaje del stand y no cumplió con los plazos pautados. Pero el desafortunado hecho generó un intento de renuncia del subsecretario de Promoción Turística, Federico Sánchez de Novoa, y obligó a Böhm a poner la cara, rechazar la dimisión y asumir los cargos del caso.

Los allegados a Böhm creen que la salud del funcionario dio un aviso dramático porque éste no ha sido un año fácil para él. En julio quedó envuelto en el escándalo por el pago de 315 mil pesos a productores del show que Los Fabulosos Cadillacs realizaron en febrero y fue imputado por el fiscal porque desde Turismo salió el dinero para pagar el polémico subsidio.

Por ese entonces trascendió que Böhm estaba buscando el momento para alejarse del Gobierno, distanciado del gobernador Celso Jaque a quien le recriminaba en privado la falta de cuidado para con su persona (dado que si bien el dinero salió de Turismo, el subsidio fue decidido en el cuarto piso de la Casa de Gobierno).

"Es un hombre brillante pero que le tocaron para gestionar las circunstancias más adversas", dijo ayer un colaborador estrecho de Böhm, compungido por el estado de salud de su superior.

Éstas palabras no sólo se refieren al llamado "Cadillacs-gate". Böhm está librando desde hace varios meses una férrea puja con los principales empresarios hoteleros y gastronómicos de Mendoza por la composición y el manejo de los fondos del futuro ente mixto de promoción turística.

La Secretaría de Turismo y un núcleo de empresarios pelean por estas horas por el destino del dinero que por ley pagan por impuestos las empresas del rubro y que debe destinarse a la promoción de la provincia.

"El Gringo -así le dicen a Böhm- no se opone a la creación del ente, presentó un proyecto en la Legislatura, pero el grueso de la plata la seguirá aportando la Provincia a través del presupuesto de la Secretaría de Turismo y entonces no puede ser que estas personas quieran manejar toda la plata ellos", explicó otro funcionario.

La pelea con los privados le mostró su lado menos amable a Böhm en las últimas horas. Fueron justamente los empresarios con los que se enfrenta los que denunciaron el papel del Mendoza en la FIT por el stand.

"El sábado no hubo stand. Estaba oscuro. Había cajones pintados, todos amontonados. No había luces. La gente de otros stands preguntaba a quién se velaba. El principal responsable es el secretario de Turismo, Luis Böhm", afirmó el titular de la Asociación Hotelera, Gastronómica y Turística de Mendoza, Alberto Romero.

Pero para los hombres de Böhm, también el cobismo mete la cola en todo este tema, ya que la principal fuerza de la oposición estaría jugando con los empresarios en la pulseada por los fondos para la promoción del turismo mendocino. "Gabriela Testa, la directora de Turismo de Godoy Cruz está casada con Romero", largan con bronca en Turismo.

Se entiende, son horas difíciles y la salud le dio a Böhm un aviso dramático. Si bien el funcionario está fuero de peligro, los médicos le pidieron que baje de peso, deje de hacer una vida sedentaria y, sobre todo, no fume más. Su familia no quiere que siga en la función pública y se especula que podría dejar el cargo.

Comentá la nota