Récord de precios en uva de pasa

Se están comprando un 60% más caras que el año pasado. Las variedades top escasean, aunque el volumen es mayor que en el 2009.
En el mundo de la uva, la ecuación a veces es sencilla y refleja una fiel realidad de cómo se acomoda el mercado: pocas uvas es directamente proporcional a precios altos, que ya en el inicio de la temporada marcan un récord, con subas de hasta un 60% con respecto al año anterior. La variedad Flame hoy se compra con una base de 80 centavos, cuando en el 2009 estaba a 50 centavos, y la Sultanina se cotiza entre 90 y 95 centavos por kilo de uva en fresco, que el año pasado apenas alcanzaron los 60 centavos, según los primeros datos que maneja el sector y que fueron confirmados a este diario por un importante empresario pasero.

El otro dato saliente de esta temporada es que el volumen de pasas es mayor que el año anterior, donde variedades como Flame gozan de mucho stock y otras -muy preferidas en el sector- del tipo Superior o Sultanina escasean y con precios que llegan a ser un 60% más altos que el año pasado, donde el mercado se presentó con algunas incertidumbres.

La industria pasera en San Juan es muy importante, ya que su producción representa casi el 95% de lo que Argentina exporta a destacados nichos comerciales del exterior.

La Sultanina está por estos días con el cartel colgado de "buscada", porque es una de las variedades más atractivas, por no tener semilla y ser de un tamaño grande, pero su volumen es mínimo para lo que demanda el sector.

La compra de uva para pasa comenzó hace algunos días y el mercado local empezó a acomodarse de acuerdo a los primeros datos sobre precios que manejan los "popes" de la industria pasera local. Otro dato saliente que comentó en voz baja un empresario, es que varios productores chicos de la zona de San Martín están por primera vez vendiendo su uva para la producción de pasa, cuestión que apuntala el mayor volumen de esta temporada.

Antecedente

El año pasado los paseros jugaron con variables poco comunes para el sector. El motivo fue que estaban atentos a cómo reaccionaba el mercado internacional ante la crisis global que había complicado algunos destinos comerciales que tiene la pasa de uva sanjuanina y fue por ello que se utilizó una práctica inédita para este rubro: se elaboraron las uvas a maquila.

Es decir, el productor dejó la uva, el pasero realizó el proceso y después le compró la pasa o se la entregó para que él la venda, descontando el costo del proceso. En ese momento, Francisco Meló, presidente de la Cámara de Paseros de la provincia dijo que "no era normal la metodología" y que ocurría debido "a la incertidumbre que presentaba el mercado internacional".

Quienes fueron más osados el año pasado y salieron a comprar a pesar de la incógnitas que se presentaban, llegaron a pagar 60 centavos por una Sultanina de buena calidad.

Comentá la nota