Con reclamos, D´Elía se movilizó por el Gobierno

Exigió "más morochos" en las listas y que no se abusaran de él
Exultante, orgulloso, feliz. Así partió el piquetero Luis D´Elía, junto con más de 5000 militantes, desde el cruce de las avenidas Rivadavia y General Paz, y así cerró el acto frente a la Jefatura de Gobierno porteña, cinco horas y doce kilómetros después, ante una multitud que se extendía a lo largo de seis cuadras desde la Plaza de Mayo.

Para D´Elía fue el bautismo de fuego de la Central de Movimientos Populares (CMP), la entidad que dirige y a la que responden agrupaciones de base del conurbano bonaerense. Pero la convocatoria puede haber significado mucho más que eso para sus aspiraciones políticas, a dos días del cierre de las listas del Frente para la Victoria (FPV).

El piquetero logró un despliegue masivo de sus fuerzas en la Capital, tal como lo hizo hace una semana el líder de la CGT, Hugo Moyano. El mensaje fue similar: "Es necesario que Néstor y Cristina Kirchner triunfen de manera contundente el 28 de junio, que revienten las urnas".

Pero D´Elía fue más allá, tanto en la manifestación de apoyo al Gobierno como en el mensaje para el ex presidente y arquitecto de las candidaturas del FPV. "Vamos a estar con ellos [por los Kirchner], estemos o no en las listas. Nuestra consigna es clara: primero la patria, primero nuestro pueblo y después no importa", arengó desde el escenario armado sobre el acoplado de un camión.

Antes de que se acabaran los aplausos, admitió lo que había minimizado durante el recorrido: "Pero que no se abusen de nuestra nobleza, de nuestra generosidad. No queremos listas blancas y marketineras; queremos pueblo, queremos trabajadores, queremos morochos que nos representen y nos llenen de orgullo".

También se refirió al encuentro que tuvo el miércoles con el ministro del Interior, Florencio Randazzo, luego de la conferencia de prensa en la que mostró su apoyo al Gobierno. "Le pedí que haya representaciones nacionales, provinciales y municipales de los movimientos sociales". D´Elía pretende 40 concejalías bonaerenses, dos bancas en la Legislatura provincial y un lugar en la Cámara de Diputados.

Esa reunión tuvo lugar en la Secretaría de Inteligencia del Estado (SIDE) y contó con la participación de su titular, Héctor Icazuriaga. Aunque LA NACION le preguntó por la participación del secretario en las conversaciones y la campaña, D´Elía prefirió referirse a su amistad con el funcionario, al que definió como "un líder de la izquierda nacional".

Sin separarse ni un segundo de los dirigentes Gastón Harispe y Hernán Letcher, D´Elía se mostró a sus anchas durante el recorrido de la marcha. En cada pausa se fotografió con las familias que se acercaban, abrazó a seguidores y saludó a los vecinos que observaban desde las veredas o detrás de las rejas de los negocios cerrados.

La respuesta de los porteños, en general, fue distante. Muchos se quejaron por los inconenientes sufridos con los cortes de calles, en especial los comerciantes y usuarios de colectivos, aunque también hubo quienes se sumaron espontáneamente a la manifestación. Buscaban apoyar al Gobierno, según afirmaron a LA NACION.

"Se viene el estallido"

En más de una ocasión, D´Elía pidió que subieran el volumen de la música que acompañaba la caravana, especialmente con el tema de rock "Se viene (el estallido)", de Bersuit. Desde su entorno, explicaron: "Luis se siente muy identificado con la letra". Eso, y el saludo que le ofrecieron empleados municipales desde el edificio de la Comuna 7, en pleno centro de Flores, le arrancó una sonrisa.

A las 17.30, D´Elía se retiró del escenario tras protagonizar lo que calificó como "una fiesta de los pobres". Sus militantes, visiblemente extenuados tras la caminata, debían pasar por las listas de asistencia antes de retirarse.

Marcelo Veneranda

Procesado por cortar Rivadavia

* La justicia porteña investiga a Luis D?Elía por haber cortado la avenida Rivadavia en forma total y sin autorización. El fiscal en lo penal, contravencional y de faltas Claudio Silvestri abrió una causa contra el dirigente por haber organizado la marcha y, de oficio, lo procesó. En las próximas horas, D?Elía será citado a declarar. Además, fuentes judiciales alertaron sobre la inacción de la policía, que no intervino pese a que fue un hecho "flagrante".

Comentá la nota