Reclamo por las obras en calles de Villa Castells.

Un grupo de vecinos de Villa Castells denunció ayer que el arreglo de las calles de tierra no se realizó como había sido acordado con las autoridades comunales cuando se trató el presupuesto participativo.
El sector comprendido abarca las calles 491 de 6 a 10, 7 de 491 a 494, 4 de 493 a 499 y 498 de 2 a 7, "todo quedó peor de lo que estaba, cuando llueve se forma un barrial que nos impide salir de nuestras viviendas", sentenció un vecino.

La gente señaló que las tareas que se hicieron consistieron en pasar varias veces la pala municipal por las calles para aplanar las diferentes alturas y que se colocó tierra colorada y piedras grises en los pozos cuando ellos esperaban que se realizaran arreglos más "sólidos" para que duraran 2 años como había sido acordado.

REEMPLAZO

La insatisfacción de los vecinos se fundamentó en que el trabajo que se había comprometido consistía en reemplazar la superficie arcillosa de las calles por un compactado de tierra tipo tosca y cal al que se agregaría calcáreo y se le daría forma abovedada. En su lugar pudo observarse una pequeña capa de piedras grises desparramadas en profundos pozos y huellas zigzagueantes.

Las tareas comunales que se hicieron durante junio no tardaron en provocar la crítica de los frentistas, "no es lo que se aprobó en el presupuesto participativo, además no hay zanjeo bien hecho ni caños de desagües en las esquinas; ésto se va a inundar en cualquier momento", señaló Adriana Mansilla, quien elaboró un petitorio para presentar en la Municipalidad que ya reúne unas 150 firmas.

Las zanjas también estuvieron en el centro de las críticas porque no se realizó un trazado profundo y muchas quedaron prácticamente a la altura de la calle y la falta de caños en los cruce de calle impide que el agua circule.

Orlando Sosa vive en 6 entre 498 y 499 y ayer contó que cuando se mudó a esa zona contrató a un operario para que abriera la calle, "en ese momento las máquinas y los materiales dejaron el camino mejor de lo que está ahora, por eso me pregunto por qué las autoridades no pueden hacer algo mejor", agregó.

INVERSION

La gente también reparó en la cifra que se gastó para el arreglo de cada arteria, "se invirtió mucha plata para que quedara de la forma que quedó, en cuanto llovió, todo se inundó y se llenó de barro", dijo un vecino.

Los frentistas señalaron además su preocupación por el estado del agua que consumen y pidieron como prioritario que se construya una red de agua potable que esté aprobada por las autoridades competentes.

Comentá la nota