Reclaman la continuidad de los operativos de Prefectura.

La muerte de un comerciante, ocurrida el sábado, teóricamente en un intento de robo, despertó los reclamos populares por la presencia de uniformados en los barrios.
Los vecinos del barrio Colinas de Peralta Ramos le solicitaron al intendente Gustavo Pulti "urgentes medidas" relacionadas con la seguridad ciudadana y reclamaron el regreso de los controles de Prefectura, que abandonaron la zona "después de las elecciones del 28 de junio".

La comisión directiva de la Asociación de Fomento Colinas de Peralta Ramos, encabezada por el tesorero Leandro Silva, ayer fue recibida por el secretario de Gobierno Ariel Ciano, quien después de escuchar a los vecinos se comprometió a solucionar el problema.

"Nosotros queremos que vuelvan los operativos de Prefectura -señaló Silva-, ya que la presencia de ellos en distintos puntos del barrio disuadían a los delincuentes de cualquier actuación".

De acuerdo a lo señalado por el vecino, 60 hombres de Prefectura se ubicaban en distintos puntos de control dispuestos a lo largo de las avenidas Edison, Mario Bravo y Fortunato de la Plaza con móviles, mientras que las calles internas de la zona eran recorridas a pie por parejas de efectivos.

La presencia de los uniformados "generaban condiciones de mayor seguridad para todos los ciudadanos" y durante el tiempo que estuvieron "casi no se registraron hechos delictivos, pero después de las elecciones desaparecieron y la semana pasada mataron a un vecino. ¿A cuántos más quieren que maten?", se preguntó el tesorero de la sociedad de fomento.

El crimen al que se refiere es el de Carlos Arias (41), quien el sábado al mediodía fue ultimado de un tiro en la cabeza en un intento de asalto en su negocio ubicado en Edison 3075.

Así, y a los efectos de reflejar el "espíritu de intranquilidad" que reina entre los vecinos, se juntaron firmas para reclamar "la permanencia del diagrama de seguridad llevado adelante por personal de Prefectura en la calle".

El reclamo vecinal está avalado por 1800 firmas, tarea que comenzó hace más de un mes debido a que "los vecinos nos decían que los controles iban a desaparecer después de las elecciones, pero la muerte del taxista (a mediados de junio) prolongaron todo, pero tenían razón. Entonces, previendo el reclamo comenzamos con la juntada de firmas", explicó Silva.

"Nuestros barrios son muy tranquilos -añadió- tienen poco movimiento y los vecinos nos conocemos. Antes, a los delincuentes se los veía de noche pero habían desaparecido. Ahora volvieron, ya que nadie controlada nada, apenas ha un móvil policial que recorre la zona".

El barrio Colinas de Peralta Ramos está formado por 200 manzanas, que totalizan 450 si se suman las que integran la barriada de Punta Mogotes.

Si bien los vecinos reclamaron por Prefectura, "debido a que quedamos muy conformes con la tarea realizada", el pedido principal es de presencia de fuerzas de seguridad "ya sea Gendarmería o la policía misma. Eso es lo que disuade, la presencia, porque ya hemos vuelto a tener robos y asaltos y muerte".

"Esperemos que esto se soluciones cuanto antes -finalizó- porque acá está en juego la vida de los vecinos. Queremos que se entienda que la seguridad no es por un rato; que la presencia disuade, no resuelve; que sólo con prevención está la solución. Se necesita una postura activa y constante".

Ciano recibió a los vecinos

El secretario de Gobierno, Ariel Ciano, recibió a vecinos del barrio Colinas de Peralta Ramos, quienes realizaron pedidos y analizaron la situación respecto a la seguridad. En este sentido, el secretario de Gobierno les explicó los aportes que está haciendo la municipalidad en materia de equipamiento. "El municipio está comprando combustible, 1000 litros por día, que permiten duplicar los patrullajes de Prefectura y de la Policía bonaerense", dijo el funcionario.

También les explicó otras medidas que está llevando adelante la municipalidad como el proceso para la compra de cámaras y los avances en el proceso licitatorio para la adquisición de GPS como también la compra de dispositivos de radio (Nextel) que servirán para que referentes de los barrios estén en una mayor comunicación con la policía.

Ariel Ciano también se refirió a la presencia de Prefectura Naval en las calles de la ciudad y precisó que "los 500 efectivos están en Mar del Plata y los patrullajes los diseñan entre Prefectura y la Policía según la evaluación que hacen de la situación".

Por último, el titular de Gobierno aseguró a los vecinos que sus pedidos serán trasladados a la fuerza policial y de Prefectura.

Comentá la nota