La recesión ya pega en construcción y turismo

La recesión ya pega en construcción y turismo
En su último informe la Bolsa de Comercio lo atribuye al impacto de la recesión. Pero además anticipa "un año peor a 2008" para el comercio, petróleo y vitivinicultura.
Algunas actividades sentirán más el impacto recesivo. Otras cerrarán un año peor al que vivieron, con mejores o peores resultados, durante 2008. Así describe el informe del Anuario de la Bolsa de Comercio presentado esta semana, en base a un estudio del Ieral-Fundación Mediterránea.

Desglosado por sectores, el análisis de los economistas Gustavo Reyes y Jorge Day señala una serie de "des-incentivos" públicos y privados impactaron en los que fueron estrellas de la economía provincial desde 2004: el comercio y la construcción.

Con indicios de desaceleración en 2008, este año ambos sienten la caída de los ingresos, aunque en los ladrillos mucho tiene que ver la reducción del ritmo de obra pública que se describe en picada en los últimos 24 meses.

Por otra parte, se describe como "complicado" el panorama para el turismo por un mix de factores, acentuado por una mayor oferta hotelera (ver aparte). En tanto auguran que, al igual que el rubro comercial, el petróleo y la vitivinicultura, otros dos motores, descenderán un escalón respecto del año pasado. Es decir, tendrán "un año peor" que en 2008.

Mucho pesa cuánto se agudiza la incertidumbre ante la cercanía del 28 de junio; lo que se traduce en parálisis de decisiones, tanto desde la oferta como la demanda...

"La doble recesión, de Argentina y el mundo, afecta a todos los sectores aunque no homogéneamente. Es relevante atender su estructura productiva para saber cómo puede impactar por zonas", señala uno de los comentarios que al respecto incluye el informe de Reyes y Day.

"El Gran Mendoza, la de mayor importancia económica- añade- está más diversificada que el resto de la provincia. En cambio, las zonas más pequeñas lo están menos, por lo que es esperable que sean las de peor desempeño"

Comentá la nota