La recaudación subió 37,5% en octubre

Sin embargo, el IVA creció 24% y los impuestos relacionados con la importación, un 14%. Por Martín Kanenguiser
El Gobierno pudo dar otra buena noticia con la recaudación impositiva del mes pasado, que registró una suba interanual del 37,5%, al ascender a $ 24.276,5 millones, aunque los analistas prevén que la desaceleración económica reducirá el colchón fiscal, tal como lo muestran el IVA y los impuestos relacionados con las importaciones.

Así, en los primeros 10 meses del año, los ingresos fiscales fueron de $ 224.084 millones, con una suba del 38,5% frente al mismo período. La cifra supera en un 18% la pauta presupuestaria, porcentaje que se mantendría durante todo el año, indicó ayer el jefe de la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP), Claudio Moroni. El funcionario dio a conocer la cifra junto con el secretario de Hacienda, Juan Carlos Pezoa, que dijo que "la fortaleza de la economía argentina se ve reflejada en esta recaudación" y desechó las innumerables advertencias de empresarios y economistas sobre la reducción en el ritmo de crecimiento económico.

Cuando se le preguntó a Pezoa qué podía hacer el Gobierno frente a la recomendación generalizada de que los países tengan una política fiscal anticíclica en este momento de crisis global, el funcionario no quiso referirse a las turbulencias mundiales, aunque subrayó que, "a diferencia de otros episodios, ahora el Gobierno no está haciendo un ajuste".

Al respecto, detalló que "hay un sostenimiento en la suba de todos los impuestos y esto refleja la robustez del crecimiento, pese a todo lo que se ve y se dice". El único impuesto que muestra una baja es ganancia mínima presunta (43,9%), mientras que la suba más pronunciada fue la de las retenciones, con 77,5% ($ 3764,8 millones), aunque por debajo del promedio del 102% de los primeros nueve meses del año. La AFIP indicó que la exportación de combustibles, residuos y desperdicios de la industria de alimentos explica esta suba.

En cambio, el IVA aduanero y los derechos de importación exhibieron subas bastante flojas, cerca del 14% (frente a promedios previos que superaron el 30%), como ejemplo de la reducción en el nivel de compras desde el exterior.

Pero Moroni destacó que la recaudación sigue reflejando "un muy buen nivel de actividad económica". El impuesto a las ganancias recaudó $ 4682,5 millones, con alza interanual de 40,3%, mientras que el IVA exhibió, con una recaudación de 7209,4 millones, equivalente a un aumento del 24,4% (con base en los datos del nivel de actividad de septiembre, antes de que se profundizara la crisis externa y la incertidumbre local). La cifra se ubicó por debajo del promedio del 32,5% de los primeros nueve meses.

En tanto, el sistema de seguridad social mostró una suba de 40,9%, con $ 4294,7 millones. En particular, las contribuciones patronales recaudaron 2817,1 millones (+40,9%), mientras que los aportes personales sumaron 2064,4 millones (+56,9 por ciento).

Mientras el Gobierno festejaba el resultado, analistas privados advertían que en los próximos meses posiblemente se refleje la desaceleración económica que todos perciben -menos el Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec)- en la recaudación tributaria. Al respecto, Marina dal Poggetto, del estudio Bein & Asociados, dijo que "los próximos meses deberían mostrar subas más moderadas en el IVA y las retenciones". En ese sentido, apuntó que el superávit fiscal será del 3,3% del producto bruto interno (PBI) este año y que en 2009, si no se cuenta el traspaso de los fondos de las AFJP al Estado, se ubicaría en 2,5% (aunque si se aprueba la ley previsional, el ahorro podría superar el 7 por ciento).

Dal Poggetto advirtió que "con los precios actuales el año próximo exhibirá una caída del 17 por ciento en la recaudación por las retenciones".

La consultora Ecolatina indicó que se prevé que en 2009 el PBI crecerá menos que el 4% pautado en el presupuesto. Para contrarrestar la desaceleración, el Gobierno subirá el gasto y los salarios, lo que "en un contexto de baja demanda de pesos puede no motorizar la actividad sino la suba de precios y la compra de dólares", sostuvo Ecolatina.

Comentá la nota