La recaudación cayó fuerte, salvo en marzo.

En la cartera de Hacienda ya está avanzado el informe de proyección financiera 2009-2010 sobre la base de los ingresos fiscales de la Provincia. Lo solicitó la Legislatura como condición para autorizar un nuevo endeudamiento por 600 millones de pesos para la construcción de viviendas.
El trabajo será presentado la semana entrante en la Casa de las Leyes por el propio ministro Adrián Cerroni. Si bien no se conocieron detalles del contenido del informe, se pudo saber que mostrará una previsión de flujo financiero estable entre setiembre 2009 y junio 2010 y un repunte entre julio y diciembre 2010.

"Estimamos que el próximo mes de setiembre será un punto de inflexión, ya que hasta este mes de agosto hemos estado planchados con los recursos", afirma Cerroni, quien no deja de subrayar que "están garantizados los pagos de deuda, sueldos y transferencias municipales".

Los primeros 7 meses de este año -comparados con los del año anterior- muestran que sólo en marzo se registró un crecimiento real de 3 puntos (15% nominal) por sobre las estimaciones presupuestarias (12%), en mayo incluso se recaudó menos, en julio el monto fue el mismo y en el resto el crecimiento numérico no cubrió la inflación. Es decir que en términos reales, la recaudación cayó en seis de los siete primeros meses de este año.

Es más, se observa una baja nominal casi generalizada en la mayoría de los impuestos, menos en Ingresos Brutos. En Hacienda estiman que la caída que debió darse por una menor actividad económica ha sido compensada por la recaudación adicional que aportaron los planes de pago de Rentas.

Comentá la nota