Rebajas: el apriete de Moreno dividió a las marcas de ropa

El secretario de Comercio las intimó a seguir con los descuentos.
Hace una semana, la Comisión Nacional de Defensa de la Competencia (CNDC) le ordenó a las principales marcas de ropa que "se abstengan de anular los descuentos ofrecidos por los bancos". Las etiquetas de la moda habían acordado cortar todas las promociones de descuentos a partir del 1° de diciembre y hasta mediados del año próximo. Sin embargo, la intervención de Guillermo Moreno (del secretario de Comercio Interior del que depende la CNDC) cambió el panorama. Las rebajas se mantendrán durante las primeras dos semanas de diciembre, al menos para los clientes de los bancos Francés, Río y Galicia. Y, además, abrió un frente de discordia entre las marcas, que no saben qué posición tomar hacia adelante.

Aunque el objetivo era llegar a la Navidad sin los descuentos (para poder obtener mejores márgenes de rentabilidad por las mayores ventas que se logran en ese período), ninguna marca se anima a afirmar hoy que eso sucederá. Ya hay 22 etiquetas de moda -y la lista podría seguir engrosándose en estas horas- que mantendrán las rebajas en los shoppings de Irsa (Alto Palermo, Abasto, Alto Avellaneda, Paseo Alcorta, Dot), el Unicenter (de Cencosud) y otros centros comerciales (Solar de la Abadía). Esa situación sucederá, al menos, hasta el 10 de diciembre.

Todos los fundamentos de la cédula de notificación que envió la CNDC el viernes pasado se basan en dos notas publicadas por Clarín. Hay alrededor de 60 marcas de ropa que concentran un 50% del volumen de ventas y un 80% de la facturación. Son las que tenían un preacuerdo para una estrategia conjunta sobre descuentos. La CNDC actuó bajo la presunción de que podrían existir posiciones de "cartelización".

Las marcas que recibieron la intimación de la CNDC fueron las que Clarín informó que habían participado de un almuerzo sobre el tema (en el restaurant de Cardón). Por esa situación, sus responsables no quieren realizar declaraciones con nombre propio.

"Ahora la situación quedó un poco a disposición de cada marca", narró el ejecutivo de una de esas firmas. "La idea de cortar con los descuentos sigue. El problema es que se entere Clarín", contó otro de los que hace cuentas entre tijeras y cortes de diseño. Por eso, las conversaciones entre los ejecutivos son muy confidenciales.

Aún antes de que se firmara el acuerdo, las marcas habían dejado la ventana abierta para situaciones "excepcionales". Con eso se refieren a los descuentos que implementan los shoppings de Alto Palermo, Unicenter y otros (como Solar de la Abadía) durante la noche del 23.

En el almuerzo donde las grandes marcas acordaron esta estrategia participaron algunas etiquetas que no suelen plegarse a las políticas de descuento, pero que tienen peso en el sector (como Etiqueta Negra, Rapsodia o Jazmín Chebar) Sin embargo, la CNDC también los intimó.

Comentá la nota