Reabren la causa contra Tasselli

Lo decidió la Cámara Federal de Apelaciones. Es en la causa que se investiga al ex concesionario de YCRT por el vaciamiento de la empresa, denunciado por ATE en el año 2000.
El miércoles 15 abril los jueces de la Sala I de la Cámara Federal de Apelaciones, con sede en calle Comodoro Py de Bs. As., ordenaron reabrir la causa que investiga el vaciamiento de los yacimientos de carbón de Río Turbio, concesionados a YCRT SA, presidida por Sergio Tasselli. La investigación es por el presunto mal desempeño de funcionarios públicos que debían controlar la concesión, que pertenecieron a las gestiones de Carlos Menem, la Alianza, Eduardo Duhalde y Néstor Kirchner.

La causa se inició en el Juzgado Federal de Río Gallegos, a cargo del juez Gerardo Caamaño, en agosto de 2000. Fue por impulso del entonces secretario general de ATE seccional Río Turbio, Raúl Wanzo, quien por mandato del congreso de trabajadores del carbón, que había sesionado en esa localidad en julio del mismo año, decidió llevar adelante la denuncia por vaciamiento.

El juicio se desarrolló con la lentitud propia de la Justicia, sólo apurado por las medidas solicitadas por el querellante, que sirvieron para llamar a prestar declaración en Río Gallegos al presidente de la empresa, Sergio Tasselli, llevando a que la causa derive en la investigación de presuntos delitos como contrabando agravado, entre otros.

Raúl Wanzo sostuvo que existieron "presiones políticas e influencia del empresario en la Justicia que lograron que, sorpresivamente, la causa fuera cambiada de jurisdicción por medio de un ardid legal. Así, el juez Caamaño, el 16 de octubre de 2007, notificaba la noticia a las partes".

Entonces, el titular del Juzgado 12, juez Sergio Torres, fue quien recibió la causa a fines de 2007 y rápidamente, finalizada la feria judicial en febrero de 2008, resolvió el sobreseimiento de Tasselli y de la Comisión de Fiscalización, entre ellos Daniel Cameron (actual secretario de Energía de la Nación).

Wanzo, enterado del cambio de juzgado, se presentó en Buenos Aires para ser tenido en cuenta, nuevamente, como querellante y adhirió en ese carácter a la apelación formulada por el fiscal federal Federico Delgado, al tiempo que amplió los fundamentos a través de su abogada.

Wanzo insistió en varias oportunidades a la Cámara de Apelaciones que se pronunciara rápidamente por la continuidad de la investigación.

Esta causa involucra al polémico empresario en delitos como contrabando agravado, por compras realizadas al amparo de la ley de uso exclusivo minero con otro destino, un concurso de acreedores donde se ventilaron gastos presuntamente fraguados en el yacimiento, efectuándose auto-compra/venta de maquinaria entre empresas del mismo grupo económico y en las que el mismo Tasselli era el presidente.

En ese camino quedó una deuda a los trabajadores de más de 7 millones de pesos-dólares y también, dice Wanzo, este proceso sirvió para preparar "el terreno para la tragedia que le costó la vida a 14 mineros, al poco tiempo que se le rescindiera la concesión de las minas de carbón, producto de errados métodos de trabajo y la falta de capacitación e incumplimientos en materia de seguridad".

Vale mencionar que, según las fuentes consultadas, la valuación del daño causado superaría la friolera de 150 millones de dólares.

Comentá la nota