“El Rayo Bus” denunció fallas en una licitación

Polémica entre empresarios de ómnibus.

La licitación pública que inició la Municipalidad de la capital para la concesión del servicio de ómnibus de las líneas (10 y12, por un lado y 3 y 19, por el otro), parece haber ingresado en terreno farragoso.

El representante de la Unión Transitoria de Empresas “El Rayo Bus”, Miguel Jorge Mitre, denunció que no existe el principio jurídico de la libre concurrencia. Incluso definió al proceso como “una parodia” de licitación.

El empresario denunció que se estableció una cláusula que otorga calidad al oferente que haya absorbido empleados con anterioridad a esta licitación, siendo que la única que puede cumplir con ellos es su contrincante “Cerro Pozo”, por tener actualmente a su cargo la concesión provisoria del servicio. “¿Es posible en estas condiciones alentar la libre competencia?”, se preguntó.

“¿Puede afirmarse que el principio de igualdad licitatoria, que tiene raigambre constitucional, queda suficientemente resguardado con la vigencia de la impugnada normativa?”, insistió en un documento dirigido a la comisión de preadjudicación y al intendente, Domingo Amaya.

Mitre deslizó que esa cláusula formaría parte de un “traje a medida” para que la adjudicataria sea “Cerro Pozo”, que tiene el monopolio de la actividad -dijo-, porque prestan servicio en nueve de las 14 líneas que funcionan en la capital (1, 3, 5, 6, 7, 9, 10, 12 y 17).

Comentá la nota