Raúl Monti asumió la presidencia del MPN

Confirmaron que no habrá elecciones hasta después del 23 de agosto.

Se nombró como vicepresidentes a Osvaldo Llancafilo y Adrián Cerda. La decisión podría generar reacciones porque estos dirigentes pertenecen a un sector que no tiene peso político en la actualidad.

Neuquén >Tras el fallecimiento de Alberto "Tucho" Pérez que se produjo semanas atrás, el ex diputado provincial Raúl "Topo" Monti asumió el viernes por la noche la presidencia de la Junta de Gobierno Movimiento Popular Neuquino hasta que concluya el mandato actual el 28 de agosto.

Será acompañado en las vicepresidencias primera y segunda por Osvaldo Llancafilo y Adrián Cerda. Según informaron fuentes oficiales, se hizo un corrimiento de los cargos para definir la nueva constitución de la conducción.

Esta decisión podría generar algún tipo de reacción dentro algunos sectores del partido porque se mantuvo en los cargos principales a dirigentes vinculados al ex gobernador Jorge Sobisch, que en la última elección interna fueron derrotados con amplitud y que en la actualidad tienen una representación inexistente.

Hasta después del 23

Además, se confirmó que no se convocará a elecciones para renovar las autoridades partidarias hasta tanto no se concluye el proceso electoral de Neuquén capital, que concluirá con el comicio del 23 de agosto.

En este contexto, el MPN requerirá a la Justicia Electoral Federal de Neuquén una prórroga al actual mandato que vence a fines de este mes, según indicó ayer Monti.

En el encuentro del viernes que se desarrolló en la sede de la Junta de Gobierno de calle Olascoaga al 1.000, se destacó la necesidad de no "interferir" en la campaña para concejales y no generar una saturación de elecciones dentro del partido provincial dado que ya tuvo dos comicios internos en los últimos meses.

"Hay una vocación de todos de no complicar el proceso Municipales", afirmaron desde la Junta de Gobierno.

Moción

En el encuentro, se propuso una moción para que el intendente de Vista Alegre, Marcelo Pieroni, ocupe uno de los tres cargos principales del partido. El argumento era que el jefe comunal fue uno de los dirigentes que participó y ganó las internas partidarias para definir los candidatos a diputados nacionales del 28 de junio. Sin embargo, esa postura no prosperó porque no fue apoyada por la Junta de Gobierno, integrada en su mayoría por dirigentes provenientes del sobischismo.

Por último, se analizó en el conclave la invitación que giró el gobierno nacional al MPN para que participe de las rondas de negociaciones que impulsó la presidente Cristina Fernández.

Escenario

Desoír las urnas

A partir de esta nueva composición provisoria de la conducción del MPN, una pregunta que aflora de inmediato es quiénes representarán al partido provincial en la mesa de diálogo que abrió el gobierno nacional de Cristina Fernández de Kirchner con los partidos políticos.

Sin duda que estaría totalmente fuera de la realidad que el nuevo presidente y los vicepresidentes participen de las reuniones en la Casa Rosada porque representan a un sector que en la actualidad tiene un peso nulo en la política neuquina, más aún tras la clara derrota en las internas para definir los candidatos a concejales de Neuquén capital, a manos de la lista Azul que impulsa el gobernador Jorge Sapag.

En caso de que estos dirigentes del sobischismo concurran al encuentro con los funcionarios nacionales, sería una clara señal de que se desoye lo que marcaron las urnas en las últimas elecciones que se realizaron en la provincia.

Comentá la nota